• Regístrate
Estás leyendo: Familias mexicanas lo despiden
Comparte esta noticia
Martes , 14.08.2018 / 19:38 Hoy

Familias mexicanas lo despiden

Centenas de familias se dieron cita al estadio Azteca para formar parte del homenaje público a Roberto Gómez Bolaños.

1 / 2
Publicidad
Publicidad

No importó la edad, el sexo o el lugar de origen, Roberto Gómez Bolaños logró reunir a familias mexicanas completas en lo que fue su último adiós en el estadio Azteca, lugar al que más de 25 mil personas se dieron cita, muchos de ellos vestidos como sus personajes más populares: El Chavo del 8 y El Chapulín Colorado.

“Todo México es fan de Chespirito, en mi caso lo soy desde niño, por eso aproveché la oportunidad de su homenaje, sin importar que era manejando, porque el señor es la última leyenda, la más grande de todas”, comentó Francisco, quien tomó carretera en compañía de su familia desde León, Guanajuato.

Mientras centenas de flores se apilaban en ambas explanadas del estadio Azteca, Guadalupe González, originaria del barrio de Santo Domingo, aprovechó la presencia de las cámaras para decir que llegó al lugar en compañía de sus bisnietos, nietos, hijos y su esposo, casi todos vestidos con atuendos de El Chapulín Colorado.

“Es doloroso, pero Chespirito nos hizo felices desde chiquitos, porque su humor era muy sano, él no necesitó de groserías para hacernos reír, nos hacia olvidar los problemas con sus programas; lo vamos a extrañar”, comentó González justo antes de organizar con su familia una porra para el señor Bolaños, y luego entrar al estadio.

Los disfraces se multiplicaron al paso de las horas, las antenitas y los chipotes chillones se movían a los alrededores del estadio, y enseguida un pequeño de tres años sorprendió con su carisma al imitar al Chapulín Colorado y recordar sus clásicas frases: “¡oh!, y ahora, quién podrá defendernos! Yo, el Chapulín Colorado. No contaban con mi astucia”.

Una vez que el pequeño concluyó su imitación tomó la mano de su padre para seguir la línea de acceso y unirse al homenaje que se organizó en memoria del actor mexicano. Pero no fue el único imitador de los personajes que creó Roberto Gómez Bolaños, también lo hizo el señor Tomás Vargas, quien desde hace quince años imita a Quico.

“Me gusta El Chavo del 8 y todos personajes, como Don Ramón, aunque me diera mis cocos. Me encanta mi mamá, Doña Florinda; y la Bruja del 71. Han pasado cosas muy bonitas y por eso me siento agradecido con don Roberto Gómez Bolaños; Chavito, hasta siempre, el show debe continuar”, dijo Vargas, con el clásico tono de la voz de Quico.

Extranjeros lloran su partida

La popularidad de Roberto Gómez Bolaños se extendió por todo el continente Americano, y muestra de ello fue la cantidad de extranjeros que se dieron cita en el estadio Azteca para despedir a su personaje favorito, El Chavo del 8, quien conquistó a las masas con la retransmisión de la vecindad y sus habitantes en países como Colombia, Argentina, Perú y Brasil.

“Estamos aquí desde marzo, por trabajo, pero no podíamos perder la oportunidad de despedir al Chavo. Las bromas del Chavo tienen que ver con América Latina, nos identificamos con él, sus programas forman parte de nuestras vidas; desde los diez años comía frente a la tele viendo El Chavo, representa la infancia de muchos”, dijo Kuno, de origen brasileño.

Quien también se encontraba en el Distrito Federal por motivos de trabajo fue el brasileño Rafael Cardoso, razón que le permitió unirse a la despedida del actor a quien admira desde la infancia. “La popularidad del Chavo en Brasil es mayor que en México, El Chavo ya no es mexicano, es más brasileño que nosotros”, comentó el joven respecto al éxito que cobró Bolaños.

“Estaba trabajando cuando de pronto me llegaron como 50 mensajes preguntando qué había pasado con El Chavo; todos se pusieron tristes. Brasil aún no cree que el Chavo murió. En México tiene muchos fans, pero si esto hubiera ocurrido en Brasil se habría paralizado el país, con certeza, sería un acontecimiento la despedida de este ídolo mundial”, agregó Cardoso.

El éxito de Gómez Bolaños no fue exclusivo de su natal México, a lo largo del continente se multiplicaron los clubes de fans y admiradores, y es que el actor y compañía lograron llenar estadios y los auditorios más importantes de América, siempre fueron bien recibido por su público, incluso por jefes de estado y miembros del gremio artístico.

“Era una persona muy querida para nosotros, soy fan desde pequeño porque mis papás veían sus programas no podíamos perderlo. Venía de visita a México, así que aproveché para saludarlo y despedirme de él, vengo con un grupo de amigos desde Panamá”, dijo Camilo, quien radica en el país centroamericano, pero es de origen colombiano.

Una muestra fiel de la popularidad de Bolaños alrededor del continente fue cuando abrió su cuenta de Twitter; a una semana de aperturar su cuenta, el actor sumó más de medio millón de seguidores, actualmente suma 6 millones 857 mil 543 seguidores y contando.

Chicos y grandes

Centenas de familias se dieron cita al estadio Azteca para formar parte del homenaje público a Roberto Gómez Bolaños, quien perdió la vida a los 85 años de edad.

Desde las 9 de la mañana, el estadio recibió a los seguidores del comediante mexicano, y pese al calor se mantuvieron al pie de la tribuna para decir adiós a su ídolo.

La vendimia no falló a las inmediaciones del Azteca, pues se ofertaban a precios accesibles los clásicos chipotes chillones, antenitas del Chapulín, playeras, tazas y sellos.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.