Aprueban retiro voluntario de magistrados del TSJDF a los 65 años

Con las reformas a la Ley Orgánica, los magistrados recibirán 100 por ciento de su sueldo durante los primeros dos años y 70 por ciento el resto de sus vidas.
Edgar Elías Azar, presidente del TSJDF
Edgar Elías Azar, presidente del TSJDF (Archivo Cuartoscuro)

Ciudad de México

Los jueces y magistrados del Tribunal Superior de Justicia del DF podrán retirarse voluntariamente a los 65 años de edad, con derecho a tener un retiro, durante los dos primeros años, de 100 por ciento de sus percepciones, de acuerdo con las reformas aprobadas a su Ley Orgánica.

"El retiro de los jueces y magistrados se producirá, por sobrevenir incapacidad física o mental que imposibilite el adecuado desempeño del cargo, y voluntariamente a los sesenta y cinco años o a más tardar al cumplir setenta años de edad", se indica en el decreto publicado en la Gaceta Oficial.

"Los magistrados ratificados tendrán derecho al haber por retiro de carácter vitalicio, equivalente al cien por ciento de sus percepciones mensuales netas, durante los dos primeros años y al setenta por ciento de éstas durante el resto de su vida".

Manuel Granados, presidente de la Comisión de Gobierno, indicó que se hizo una conjunción de diversas iniciativas como la de los diputados del PRD Alejandro Robles, Arturo Santana y Antonio Padierna, para que el tema de la jubilación de los magistrados estuviera definido.

"Es un tema de edad muy claro para efecto de que ellos puedan jubilarse y como es en la Corte, donde una vez que se tengan 15 años de servicio, así aplica, o que llegan a la edad que establece la Ley Orgánica, puedan retirarse, pero también se fomenta el servicio profesional de carrera, porque advertimos que no hay un esquema de movilidad al llegar a un cargo", indicó Granados.

Lo que generará esa aprobación es impulsar a los jueces y al Poder Judicial de acuerdo a sus propias reglas para ascender.

Sobre el retiro del 100 por ciento, el diputado local del PRD aseguró que éste se cubre con un fondo que tiene el TSJDF.

En varios eventos, el Presidente del Tribunal de Justicia del Distrito Federal, Edgar Elías Azar, rechazó la iniciativa de reformar la Ley Orgánica para que los magistrados tengan un retiro voluntario a los 65 años, pues consideró que se desperdicia experiencia.

Incluso, señaló que el retiro voluntario debía establecerse a los 75 años, para aprovechar los conocimientos de los magistrados.

"No sé cuál es su empeño de bajarle la edad a los 65, cuando debería aumentarse a los 75 años; pues ellos dicen en su razonamiento legislativo que necesitan gente nueva que entienda de derechos humanos, yo no veo porque un magistrado no va a entender el tema de derechos humanos", enfatizó en varias ocasiones el presidente del Tribunal.

"Porque si un juez lo entiende un magistrado no lo entendería, es un absurdo, y es un absurdo desperdiciar experiencia y edad, pero si lo quieren hacer es su facultad, el tema de los 65 años lo pueden hacer".