Reforma del DF ahoga anhelos de una Constitución avanzada: Batres

El presidente del CEN de Morena dijo que el problema reside en que el Cosntituyente estaría conformado por 60% de representantes electos por ciudadanos y 40% designados por "dedazo".
Martí Batres, presidente del CEN de Morena.
Martí Batres, presidente del CEN de Morena. (José Antonio Belmont)

Ciudad de México

Martí Batres, presidente del Comité Ejecutivo Nacional de Morena, aseguró que la iniciativa de reforma política del Distrito Federal que se discute en el Senado puede "ahogar los anhelos" de contar con una Constitución "avanzada" en la Ciudad de México.

En conferencia, Batres explicó que el problema reside en el trayecto que han fijado para la aprobación de la Constitución, pues en la conformación del Constituyente estaría compuesto por un 60 por ciento de representantes electos por ciudadanos; mientras que 40 por ciento restante serían designados por "dedazo" del gobierno federal, local y el Congreso de la Unión.

“No solo es desmedido, sino que prácticamente coloca en el poder federal, la decisión de la nueva Constitución de la Ciudad de México. Los legisladores, los constituyentes, lo serían solo formalmente pues no podrían proponer proyectos de Constitución solo habría un proyecto realizado por el Gobierno del DF.

“La sociedad se encuentra totalmente excluida, quienes han luchado por la democracia en esta ciudad se encuentran echos a un lado”, enfatizó.

De igual forma, Batres advirtió que la iniciativa no prevé un mecanismo de consulta a la sociedad para ratificar final del texto de la Constitución que emane del Constituyente, por lo que pidió "no echar las campañas al vuelo".

"En el tema de la reforma política del DF no hay que echar las campañas al vuelo. El método previsto en el proyecto de reforma puede ahogar los anhelos de los capitalinos de contar con una Constitución de avanzada en la Ciudad de México.

“Este proceso puede terminar en un simple cambio de nombre al estatuto de gobierno del Distrito Federal: de estatuto pasaría a llamarse Constitución sin que se dé un proceso profundo de transformación jurídico de la ciudad”, puntualizó.

El presidente del CEN de Morena consideró que este proceso fue aún más restringido que el que se sigue para la  elaboración de las leyes ordinarias locales en el Distrito Federal.