Venustiano Carranza utiliza todo su presupuesto 2013

La delegación informó que no hubo subejercicio ni sobrejercicio, sino que el 100% del presupuesto participativo se empleó en obra pública de acuerdo a las necesidades de cada colonia.

Ciudad de México

La delegación Venustiano Carranza informó que concluyó al 100 por ciento el presupuesto participativo correspondiente a este año y que ascendió a más de 48 millones de pesos

El delegado Manuel Ballesteros explicó que el 11 de noviembre de 2012, los habitantes de las 80 colonias de la demarcación votaron para definir las acciones que deseaban en sus colonias cómo parte del presupuesto participativo.

"De las 80 colonias, 46 eligieron obras de alumbrado público, por lo que canalizamos 28 millones 76 mil 164 pesos, 22 colonias seleccionaron rehabilitar o construir banquetas y guarniciones, tres colonias nos dijeron que querían juegos infantiles, entre otros rubros en los que se destinó el presupuesto participativo", indicó.

"No tuvimos subejercicio ni sobreejercicio en el presupuesto participativo, cada peso de los 610 mil 351 pesos que le correspondieron a cada colonia se destinó a lo que votaron los vecinos".

El presupuesto participativo constituye el 3 por ciento de los recursos totales que reciben las delegaciones del Distrito Federal.

La delegación Venustiano Carranza recibió 48 millones 828 mil pesos que se distribuyeron en las 80 colonias que la conforman.

"La demarcación a mi cargo ya destinó en tiempo y forma todo este presupuesto, nosotros antes de tiempo y al tener los recursos del presupuesto participativo, conformamos los proyectos, publicamos licitaciones y nos esforzamos por ejercer todo el dinero sin demoras", expuso.

"Así, construimos rehabilitamos, modernizamos y dotamos de alumbrando público, construimos banquetas, plazas públicas con juegos infantiles, pavimentamos calles, entre otras acciones".

Todo el presupuesto participativo se ejerció y todas las peticiones de los vecinos fueron atendidas.

En la Unidad Habitacional Bahía, por ejemplo, los condóminos solicitaron reparar su drenaje, por lo que con el presupuesto participativo se logró atender ese reclamo. Otro ejemplo, fue la Unidad Habitacional Candelaria de los Patos cuyos habitantes pidieron impermeabilizar los edificios.