Con parque reconstruirán tejido social en Iztapalapa

Los gobiernos federal, capitalino y delegacional y la Canacintra invirtieron en el espacio que se abrirá en enero, y que fue recuperado para el bienestar de los habitantes de Santa Cruz Meyehualco ...

México

El proyecto Parque Uno, localizado en la delegación Iztapalapa dentro de la unidad habitacional Santa Cruz Meyehualco, está por concluir y será inaugurado en enero próximo.

La obra ocupa 6 mil 400 metros cuadrados y es resultado de la coordinación entre la Subsecretaria de Prevención al Delito de la Secretaría de Gobernación (Segob), la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), el gobierno capitalino y la delegación Iztapalapa.

Su avance es de casi 80 por ciento y día a día es monitoreado con drones que pertenecen a la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación.

La construcción comenzó el 19 de septiembre pasado como parte del Programa Nacional para la Prevención del Delito 2013 de la Segob, pero la planeación inició en julio, cuando la Subsecretaría de Participación Ciudadana y Prevención del Delito Federal determinó que era necesario intervenir en esta zona por haber detectado (previo diagnóstico) altos índices de rezago social, así como violencia y delincuencia que afecta a niños, jóvenes y adultos.

Soraya Portillo, jefa de la Unidad de Prevención del Delito en Iztapalapa, explica algunas de las razones que reflejan la fragilidad del lugar: "Aquí hay distribución y comercialización de autopartes. En las unidades habitacionales de la periferia detectamos que hay hacinamiento, pues cada casa tiene de tres a cuatro familias dentro de un espacio de 60 a70 metros cuadrados, lo que degrada la dinámica social.

"Por eso la comunidad tiene expectativas impresionantes a diferencia del inicio, cuando se manifestaban aquí para decirnos que no querían un parque, sino agua".

Parque Uno servirá como modelo para otros estados del país, pues destaca también el papel que ha desempeñado la Cámara Nacional de la Industria de Transformación (Canacintra) en su planeación.

"Lo que nos molestaba mucho es que todo el sexenio anterior se compró mobiliario extranjero y no de fabricación nacional, pues aunque el dinero era de gobiernos municipales los proveedores adquirían todo en el extranjero.

Por eso propusimos que en esta ocasión la proveeduría nacional fuera clave", aseguró León Lazarini, empresario responsable del sector de ventas al gobierno dentro de la Canacintra.

El total de su donación, incluida la reja, es de 14 millones de pesos contra los nueve que se tenían planeados inicialmente y fueron invertidos en una cancha profesional de futbol rápido, además de otras dos multifuncionales, que lo mismo pueden ser usadas para jugar basquetbol, softbol, practicar zumba u otras actividades deportivas.

Los campos tienen una mezcla de hule de llanta y pasto sintético a prueba de rayos ultravioleta, cuya vida útil es de 14 años. Los resultados, señala Lazarini, son canchas que solo pueden verse en clubes deportivos privados, pues en caso de caída las lesiones serán mínimas.

Por otro lado, el mobiliario deportivo puede ser usado también por personas con capacidades diferentes y hay juegos que pueden ser utilizados por los niños y sus padres para fomentar la convivencia entre ambos.

Pero hay también áreas de convivencia familiar, una fuente y espacios para picnic. "Con el cambio de entorno se pueden prevenir las condiciones delictivas y violentas, mantener al joven ocupado con actividades sanas, porque es importante que en zonas vulnerables haya estos espacios.

El objetivo es que la gente se adueñe del lugar que, si te das cuenta, es el espacio más digno que hay en los alrededores de Santa Cruz Meyehualco", afirmó Eunice Rendón, coordinadora intersecretarial de la Subsecretaría de Participación Ciudadana de la Segob.

En cuanto a seguridad, la delegación Iztapalapa informó que el parque contará con cámaras de videovigilancia y policías que realizarán rondines. En términos económicos se espera que Parque UNO detone proyectos en la zona, pues por ahora solo una tienda y una paletería han solicitado microcréditos para expandir sus negocios y así satisfacer las necesidades de los asistentes al lugar.