Contrato para Alstom está en manos del Metro: Amieva

El consejero jurídico del DF dijo que el consorcio constructor de la Línea 12 del Metro entregó al gobierno local un documento en el que niega que haya "algun vicio oculto" en la obra.
Los rieles de la Línea 12 del Metro fueron fabricados por la empresa española Arcelor Mittal y la francesa Corus Rail France.
Los rieles de la Línea 12 del Metro fueron fabricados por la empresa española Arcelor Mittal y la francesa Corus Rail France. (Cuartoscuro-Archivo)

Ciudad de México

La asignación del contrato por 200 millones de pesos para labores de mantenimiento a la empresa Alstom, implicada en la construcción de la Línea 12 del Sistema de Transporte Colectivo (STC) Metro, estará en manos de la dirección del Sistema, señaló el titular de la Consejería Jurídica del Distrito Federal, José Ramón Amieva.

En entrevista posterior a la firma del convenio de entendimiento entre el Senado de la Provincia de Buenos Aires y la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF), el funcionario dijo: "La ley indica que se deben de celebrar los contratos de obras públicas y servicio con aquellos que garanticen calidad, tiempo, precio y otras cosas más... si no están impedidos con la Contraloría ellos deberán tomar la determinación con aquella empresa o consorcio o instancia que le pueda proporcionar estas características", explicó el funcionario.

Aseguró que hasta el momento el STC no le ha hecho llegar la petición a la Consejería para que opine respecto a la forma en la que se asignará este contrato de mantenimiento.

Amieva señaló que el consorcio constructor de la también llamada Línea Dorada integrado por las empresas ICA, Carso y Alstom informó que es necesario realizar recorridos para verificar las condiciones de las vías y "trabajar de manera conjunta para resolver los problemas".

Esto en respuesta al reclamo administrativo que le hizo hace algunos días el Gobierno del DF para que el consorcio presente un programa de mantenimiento correctivo y preventivo a la obra.

El Consorcio hizo llegar un documento al Gobierno local en donde negó entre otras cosas que exista "algún vicio oculto", aseguró que entregó la obra a tiempo, que fue funcional y recibida.

Almeida respondió que se deben elaborar los dictámenes para poder ejecutar alguna acción, recalcó que la garantía de la construcción sigue vigente, "tenemos una fianza por cumplimiento de contrato que a la vez se convierte en garantía por vicios ocultos y otras irregularidades hasta por mil 700 millones de pesos, y con posibilidades de la promoción de todas las vías tanto administrativas como jurisdiccionales".