Protestan ex choferes de la Ruta 100

Ex trabajadores de esa línea camionera exigieron al gobierno capitalino parte de sus liquidaciones que dejaron a administraciones del PRI para pagar concesiones y autobuses. 

Ciudad de México

Policías de tránsito y granaderos que triplican en número el de ex choferes de la extinta Ruta 100 que se manifiestan, bloquearon el avance del contingente que tiene la intención de llegar al Zócalo capitalino.

Los ex trabajadores de esa línea camionera que estaba a cargo del gobierno capitalino en administraciones del PRI, realizaron un breve mitin en el Hemiciclo a Juárez y posteriormente se incorporaron al arroyo vehicular de avenida Juárez, cuando los elementos policiacos bloquearon su paso.

Después de una breve negociación, autoridades permitieron el avance del contingente, integrado por más de 100 personas, en tres de las cuatro carriles de dicha avenida.

Más adelante, alrededor de 150 elementos policiacos salieron de la calle Palma para bloquear de nuevo al contingente que avanzaba por la avenida 5 de Mayo, en busca de una audiencia con la secretaria de Gobierno, Patricia Mercado. Al lugar llegó el director general de Gobierno, Horacio Robles Ojeda, quien dialoga con los dirigentes de los ex choferes, para persuadir a los manifestantes de seguir su avance.

La mayoría de los manifestantes son personas de la tercera edad, algunos con bastón para facilitar su andar.

Los inconformes demandan el pago de sus liquidaciones, tras la quiebra de ese sistema de transporte público hace 21 años.

Su intención es que los atienda Patricia Mercado, en su demanda de la devolución de 15 millones de pesos para los 12 mil 004 ex operadores de la ruta.

"Lo que estamos pidiendo ahorita es el regreso de nuestro 28 por ciento que nos descontaron de nuestra liquidación para ser susceptibles de recibir concesiones, un 30 por ciento que dejamos de nuestra liquidación también para comprar los autobuses.

"Y pedimos por supuesto la creación y constitución de verdaderas empresas cooperativas donde participen todos los trabajadores que dejamos inversión", dijo Jorge Cuéllar Valdez, presidente de la Comisión Liquidadora del Sindicato Único de Trabajadores de Autotransportes Urbanos de Pasajeros Ruta 100.

En entrevista, Cuéllar Valdez explicó que la cuantificación de 15 millones de pesos es resultado de 38 por ciento que aportaron los trabajadores de su liquidación, más otros adeudos.

Asimismo, el dirigente sostuvo que si el gobierno entonces priista, no hubiera permitido la quiebra de Ruta 100, la Ciudad de México no estaría viviendo la crisis en transporte público que ahora padece.

"Estamos viviendo los errores de los gobiernos, la visión desmedida, la corrupción; estamos viviendo la falta de planeación, estamos viviendo el destruir un transporte masivo que es la Ruta 100 que hoy estuviera mejor establecido, si estuviera prestando un servicio de calidad al usuario, se están viviendo las consecuencias.

"Esto que se está viviendo de la contingencia, de la proliferación de más transporte particular y más transporte público es la consecuencia de la quiebra de Ruta 100, por la ambición de nuestros gobernantes", expresó.

La Ruta 100 contaba con 287 rutas a lo largo de la ciudad y sus periferias, con 7 mil camiones en un inicio y 2 mil 800 al decretarse su quiebra.

Durante varios años la tarifa de este sistema de transporte se mantuvo en 1 peso, recordó el dirigente.