Canasta básica es más barata en mercados, dice diputado

El legislador local Gabriel Godínez dijo que los productos básicos de fruta, verdura y abarrotes tienen un costo de 345 pesos en mercados públicos, por 509 en tiendas de autoservicio.
Frutas, verduras y abarrotes que forman parte de la canasta básica se pueden obtener a menor precio en mercados públicos, dijo el diputado local perredista Gabriel Godínez.
Frutas, verduras y abarrotes que forman parte de la canasta básica se pueden obtener a menor precio en mercados públicos, dijo el diputado local perredista Gabriel Godínez. (Ilich Valdez)

Ciudad de México

El diputado local Gabriel Godínez pidió al Gobierno del Distrito Federal rescatar la función social de abasto alimentario de los mercados públicos, donde las clases populares surten sus despensas a precios accesibles hasta 67 por ciento debajo del ofrecido por las cadenas comerciales.

Dijo que el costo de la canasta básica que incluye frutas, verduras y abarrotes tiene un costo en los mercados públicos de 345 pesos, frente a 509 en tiendas de autoservicio.

"Para brindar mayor apoyo a los mercados, de los que también depende el sustento de miles de familias de manera directa e indirecta, además de destinar más de 270 millones de pesos, el gobierno capitalino deberá considerar normas de regulación que de alguna manera contengan la voracidad de las trasnacionales", expuso el legislador perredista.

"Mientras los mercados públicos tradicionales de la Ciudad de México presentan serios descuidos, a los establecimientos de tiendas de autoservicio se les ofrecieron facilidades para operar, aspecto que ha generado la quiebra de cientos de centros de abasto y misceláneas familiares".

Godínez consideró que los mercados han decaído también por las malas administraciones y actos de corrupción entre los involucrados, además que se les ha escatimado la ayuda financiera para renovar, reconstruir y mejorar los inmuebles que los albergan, muchos de ellos catalogados como monumentos históricos.

Mencionó que pese a que desde hace cuatro años se concedieron 458 permisos (vigentes) a las trasnacionales, éstas las han duplicado al abrir más de 925 sucursales con las mismas autorizaciones y que desde 1990 han crecido a un ritmo anual de 9.0 por ciento.

Explicó que los más de 80 mil locatarios de los mercados públicos que se conocen a la fecha, no podrán competir con establecimientos que crecen exponencialmente y que cuentan con aire acondicionado, suelos de azulejo, horarios flexibles, cobro con tarjetas de crédito y ofertas engañosas.

Gabriel Godínez expuso la urgencia de generar una política de apoyo y fortalecimiento que proteja a los mercados tradicionales, sobre ruedas, concentraciones y tianguis, además de las romerías, misceláneas, tortillerías, panaderías, verdulerías, pollerías y carnicerías, entre otros.