GDF no tiene que pagar por afectaciones por obras de L12

El consejero Jurídico capitalino, José Ramón Amieva, dijo que cuando recibieron la Línea Dorada en el finiquito se estipula que se pagó todo lo que se tenía que cubrir.
Por falta de recursos se encuentra suspendida la rehabilitación de la Línea 12 del Metro.
Vecinos de las delegaciones Benito Juárez e Iztapalapa exigieron la reparación de daños a sus viviendas por obras de la L12. (Cuartoscuro)

Ciudad de México

El consejero Jurídico y de Servicios Legales del gobierno local, José Ramón Amieva, dijo que el Gobierno del Distrito Federal no tiene la obligación de cubrir supuestos adeudos por afectaciones de la Línea 12 del Metro.

Lo anterior luego de que un grupo de vecinos de las delegaciones Benito Juárez e Iztapalapa solicitó la reparación de daños a sus viviendas por obras que generaron afectaciones durante la construcción de la Línea 12.

Dijo que cuando recibieron la Línea 12, en el finiquito se estipula que se pagó todo lo que se tenía que cubrir.

"Se pagó todo lo que se tenía que pagar, eso es lo que nos reportaron, cuando se entregó la Línea 12 ya estaban cubiertos los pagos y esa es la información administrativa que nos dejaron", expuso Amieva.

"No hay ninguna obligatoriedad del Gobierno central para hacer algún pago que esté jurídicamente determinado, no hay obligación", agregó.

Unos 150 vecinos afectados por la construcción de la Línea 12 del Metro solicitaron al Gobierno del Distrito Federal su intervención y ayuda para cobrar u obtener los recursos necesarios para reparar sus viviendas, que resultaron con daños luego de las obras de construcción de la también llamada Línea Dorada.

Durante la construcción de la Línea 12 del Metro, el Gobierno del DF, a través del Sistema de Transporte Colectivo Metro, puso un programa de apoyos a los afectados por las obras; sin embargo, no todos los que solicitaron recursos fueron aceptados.

Un grupo de 150 vecinos informaron que sus viviendas resultaron afectadas por cuarteaduras, daños en drenaje, en el cableado por la construcción de la Línea 12 del Metro.

Incluso, solicitaron peritajes del consorcio constructor, pero, como sus casas se ubican a varios metros de distancia del trazo de la Línea 12, no se cubrieron los gastos de reparación.

No obstante, señalaron que las afectaciones son por la introducción de drenaje para la Línea 12, por el paso de los camiones pesados que sirvieron para sacar el material y por la maquinaria pesada que ayudó a la construcción.

"La construcción de la Línea 12 del Metro no sólo fue sobre Ermita o Tláhuac, tuvo que ver con vialidades colindantes, por calles, por donde entraban camiones por donde llegaban las máquinas, por donde se reubicó tubería, y fue ahí donde nos afectaron y ahora no quieren pagar", dijo Mauricio Hernández, vecino de la colonia Miravalle.