Denuncian bullying en primaria particular en la Venustiano Carranza

La madre de un menor se queja de que autoridades educativas no resuelven el problema y por ello dirige una carta al presidente Enrique Peña Nieto.
Más casos de acoso escolar o bullying se empiezan a conocer.
Más casos de acoso escolar o bullying se empiezan a conocer. (Cuartoscuro-Archivo)

Ciudad de México

Adriana Hernández Velázquez denunció un caso de acoso escolar o bullying en contra de su hijo Erick González Hernández, en la escuela primaria privada Jardín de Guerrero, en la colonia Jardín Balbuena, delegación Venustiano Carranza.

La presunta responsable es la maestra de inglés Adriana Margarita Orozco Ortiz, por pegarle en la cabeza al menor, patearlo en los glúteos y dirigirse a él con los calificativos “metiche”, “tonto” y “retrasadito”, según divulgó la madre de Erick en una carta dirigida al presidente Enrique Peña Nieto y difundida ampliamente.

Hernández Velázquez arguye maltrato físico, psicológico y verbal, además de discriminación por parte de la profesora contra Erick, en diversas ocasiones durante el ciclo escolar.

Afirmó que aunque conocen el problema, “no han dado solución” al mismo la supervisora de zona 347, Juana María Josefina García Hernández; el jefe de Departamento contra la Violencia Infantil, Martín Aguiñaga, y el director de Incorporación de Escuelas Particulares y Proyectos Específicos, Baltazar Mejía González.

En la carta citada, la madre de Erick refirió que éste, previo a la situación que enfrenta, sufrió dos derrames cerebrales y ha tenido una rehabilitación física muy intensa, todo lo cual conoce el personal de la escuela.

Expuso que derivado de la queja contra la profesora Orozco Ortiz, empezó a circular entre los padres de familia de los demás alumnos una petición para solicitar el apoyo hacia la maestra, cuyo trabajo estaba en juego “gracias a mi hijo”, lo cual provocó que Erick fuera “rechazado y señalado por sus propios compañeros e incluso por los papás”.

Adriana Hernández Velázquez dio a conocer que la supervisora de zona, Juana María Josefina García Hernández, conoció los hechos y citó a los padres del menor, la directora técnica de la escuela y a la profesora de inglés referida a una reunión, tras la cual la funcionaria instruyó a la directora técnica a levantar un acta de hechos, sin que a la fecha se haya hecho y ahora “la propia inspectora señala que es potestativo de la escuela levantarla o no”.

La madre de Erick escribió también que ante la falta de respuesta, ella y su esposo decidieron someter al menor a un dictamen psicológico, del cual “se evidencian en mi menor hijo daños psicológicos derivados de conductas constitutivas de delito”.

Refirió haber acudido de nuevo a la Supervisión de Zona a solicitar respuesta, la cual la profesora Juana María Josefina García Hernández dijo que aún no la tiene, “que sigue investigando y que la escuela está en la facultad de hacer o no el acta de hechos que se ordenó en su momento”.