Necesario nuevas vialidades para el poniente: Leonel Luna

El Viaducto Elevado debe ser una solución para terminar con los conflictos de tránsito que se registran actualmente, dijo el delegado de Álvaro Obregón.
El jefe delegacional en Álvaro Obregón, Leonel Luna.
El jefe delegacional en Álvaro Obregón, Leonel Luna. (Cortesía)

Ciudad de México

El poniente de la ciudad necesita nuevas vialidades pues sus principales arterías están saturadas, por lo que el Viaducto Elevado debe ser una solución para terminar con conflictos de tránsito que se registran actualmente y que generan una circulación de 5 kilómetros por hora.

Una de esas avenidas que tendrá a partir de 2015 y durante 20 meses un cambio de imagen es Vasco de Quiroga, en Álvaro Obregón y Cuajimalpa, que cambiará buscando terminar con su saturación vial que genera velocidades mínimas.

El jefe delegacional de Álvaro Obregón, Leonel Luna, enfatizó que la zona donde se anunció la construcción del Viaducto Elevado –de tres niveles, autos-tren-autos, permitirá acabar con los congestionamientos que actualmente se generan.

"La zona poniente requiere de mejores y más vías de comunicación, aunado a un transporte público eficiente y sobre todo económico y seguro, que es lo que estamos trabajando, y es una zona de gran concentración, pues el complejo Santa Fe se planeó hacía adentro, pero nunca se consideró como se iba a llegar", indicó Luna.

"Este proyecto es necesario pero está en su etapa conceptual, aún no se ha definido bien, aún no se ha generado un análisis precisó, hay una propuesta".

El secretario de Gobierno del Distrito Federal, Héctor Serrano, indicó que el Viaducto Elevado es un proyecto que demuestra posibilidades importantes para dar mayor movilidad a la ciudad y sobre todo al poniente.

Dijo que el Gobierno capitalino mostró un proyecto que permitirá que la movilidad actual sea mucho más ágil.

"Estaremos atentos y en coordinación con los jefes delegaciones, la intención es que esa política de movilidad se refleje en beneficio de la población del DF, por eso somos responsables en el proyecto, el que lo encabeza es el secretario de Obras y nosotros vamos a reunirnos con grupos sociales, con vecinos, a quienes les informamos que se realizarán todas las obras de mitigación necesarias", manifestó Serrano.

Estamos revisando los proyectos junto con los gobiernos del Distrito Federal y el Estado de México, revisando los trazos para poder identificar donde va a estar las centrales de captación de personas. Ya se presentó un preliminar del trazo por la carretera México-Toluca, se conecta por Vasco de Quiroga, bajando hasta Álvaro Obregón", dijo el delegado de Cuajimalpa, Adrián Rubalcava.

Señaló que no habrá expropiación de terreno, porque se utilizará el tramo colindante de la carretera federal.

No obstante, "habrá que revisar el proyecto original" para saber si desatará alguna queja vecinal.

"Nosotros tenemos una visión muy limitada de lo que se pretende hacer. Entiendo que el gobierno de la ciudad y el del Estado de México están revisando el proyecto final. Hasta donde entiendo va a ir colindante con la Carretera y la autopista de cuota, y dudo mucho que afecte a particulares".

El Viaducto Elevado tendrá una longitud total aproximada de 10 kilómetros, de los cuales 5 los compartirá con el Tren Interurbano. Contará en sus niveles de dos carriles para autos, por sentido.

La obra concluida beneficiará a 30 mil personas por día, pero se construirá en una zona donde los flujos llegan hasta 35 mil vehículos, lo que ocasiona velocidades de 5 kilómetros