Stephen Wiltshire ansía estar en la CdMx... y dibujarla

A este hombre le basta fijar la vista por unos segundos en algún edificio, objeto o una ciudad entera para dibujarlos a la perfección y con lujo de detalle.

Ciudad de México

A Stephen Wiltshire le basta fijar la vista por unos minutos en algún edificio, museo, objeto o en una ciudad entera e increíblemente, de memoria, dibuja a la perfección y con lujo de detalle lo que observó.

Este artista londinense es un genio, tiene, literal, una memoria fotográfica y un don que le permite trazar con precisión sitios históricos, monumentos y metrópolis, lo que ya ha hecho en Tokio, París, Shanghái, Los Ángeles, Nueva York, Madrid, Roma, Florencia, entre otras ciudades, y su obra se vende en miles de dólares.

TE RECOMENDAMOS: Stephen Wiltshire hará una panorámica de la CdMx

Autista y genio

Wiltshire tiene 42 años (Londres, 24 de abril de 1974), es autista y padece del síndrome de Savant o síndrome del genio, un trastorno que en él se ha desarrollado para hacer arte y le permite fijar la atención en algún paisaje urbano para dibujarlo de memoria.

El talentoso artista londinense por primera vez dibujará una ciudad latinoamericana y será la Ciudad de México, del 24 al 30 de octubre, en el lobby de la torre BBVA Bancomer, ejercicio que estará abierto al público para que puedan atestiguar su talento.

“Stephen es un fenómeno artístico a escala mundial y en él se conjugan dos habilidades sorprendentes que son su memoria fotográfica y un talento innato para el dibujo, cualidades que lo han hecho viajar por el mundo y plasmar su estilo en diversas ciudades… Es capaz de retener con su alta capacidad visual cada uno de los detalles y después los dibuja con una sorprendente precisión, el nivel de la obra es exacto y queda plasmado con su destreza a través de su pluma”, explicó a MILENIO Edith Leija, curadora de la obra del artista en México.

Curiosamente, la película favorita de este genio es Rain Man (Cuando los hermanos se encuentran, 1988), la cual narra la ambición de un hombre para recuperar la herencia de su padre, para lo cual tiene que conocer a una persona con autismo, que resulta ser su hermano Raymond Babbitt, a quien le legaron la millonaria fortuna.

El sujeto rapta a su hermano y realizan un largo viaje que le permite darse cuenta del asombroso don para memorizar todo.

El talento de Stephen ha sido seguido por artistas y caza talentos desde que tenía cinco años y no hablaba nada; después, a los 9 años, empezó a hablar después de que sus maestros lo obligaban a decir palabras al esconderle papel y lápices.

Su don al dibujar animales, carros, autobuses y la arquitectura de su ciudad era único, por lo que lo impulsaron a estudiar en la Escuela de Artes de Londres y perfeccionar su técnica.

Ansioso de venir

En un breve video, Stephen envió un mensaje a los mexicanos, previo a su llegada a la capital del país el próximo 22 de octubre: "estoy ansioso de estar en la Ciudad de México", dijo con un gran esfuerzo.

La dinámica de Wiltshire será llegar a México el 22 de octubre, para el 23 realizará un sobrevuelo de solo 30 minutos por la Ciudad de México, sin realizar ninguna anotación o boceto, para después recorrer algunos puntos por tierra.

A partir del 24 pasará cinco días dibujando, de 10 de la mañana a 5 de la tarde, con un plumón negro y en un papel de algodón de 4 metros de largo por un metro de ancho las calles, edificios y monumentos de la ciudad a escala y con una perspectiva perfecta.

De acuerdo con Jorge Terrazas, director de Comunicación del Grupo BBVA Bancomer, se tiene previsto sobrevolar el Bosque de Chapultepec, Paseo de la Reforma, el Ángel de la Independencia, La Villa, el Estadio Azteca, Palacio Nacional, el Zócalo, Ciudad Universitaria y las torres más altas de esta ciudad, “y vamos a ver cómo nos sorprende, porque quizás él pueda ver algo que nosotros no”.

“No conozco a nadie que tenga estas habilidades tan maravillosas, esta privilegiada mente fotográfica y el hecho que tengamos la oportunidad de verlo trabajar y que después podamos dejarle como acervo a la Ciudad de México esta pintura que será de todos nosotros, justo en el año en que dejamos de ser Distrito Federal para convertirnos en Ciudad de México, nos parecía que era algo muy significativo y algo que nos merecíamos los capitalinos”, dijo.

MSP