CdMx avanza en programa para mejorar calidad del aire

Se ha concluido solo 6 por ciento de 116 acciones planeadas en el Proaire 2011-2020; otro 25 por ciento no se ha iniciado y el resto presenta un avance de 50 por ciento.
Pese a la contingencia ambiental que enfrenta la Ciudad de México, el Programa para Mejorar la Calidad del Aire 2011-2010 tiene avances en la concreción de las medidas planeadas.
Pese a la contingencia ambiental que enfrenta la Ciudad de México, el Programa para Mejorar la Calidad del Aire 2011-2010 tiene avances en la concreción de las medidas planeadas. (Jorge Carballo)

Ciudad de México

El Programa para Mejorar la Calidad del Aire (Proaire) 2011-2020 lleva 4 años de haberse iniciado con 116 acciones totales, de las cuales solo 6 por ciento se ha terminado, 25 por ciento no se ha empezado y el resto tiene un avance de 50 por ciento.

Algunos de los puntos cumplidos fueron el Reglamento de la Ley Ambiental de la Ciudad de México en materia de verificación vehicular, la instalación del Centro de Inspección y Vigilancia Ambiental Remota (Civar), modernización del softwere en equipos de los centros de verificación vehicular, publicación del Programa de Acción Climática de la CdMx y la incorporación de instituciones académicas al programa de movilidad escolar.

De acuerdo con el Proaire, se inició en 2013 la renovación de la flota vehicular de taxis, autobuses y microbuses, pero no se ha concluido.

También comenzó el fomento del uso de combustibles menos contaminantes en el transporte de pasajeros y de carga, con diesel ultra bajo en azufre, que es un precursor del ozono, pero no se tiene en todas las estaciones y tampoco se han realizado las modificaciones adecuadas.

En el documento de más de 395 páginas, se indica que el tema de los energéticos era “considerado como relevante en la lucha contra la contaminación atmosférica y el cambio climático; la calidad de los combustibles y la eficiencia energética de todos los procesos generadores de emisiones son los aspectos que constituyen las medidas y acciones de esta estrategia”, pero el cometido no se ha logrado.

Entre los puntos inconclusos está la modernización de los centros de Transferencia Modal (Cetram), a pesar de que hubo un anuncio al respecto, y que eran Constitución de 1917, Indios Verdes, Santa Martha, Martín Carrera y Politécnico.

Hay otras acciones que avanzan, como la renovación de la flota de la Red de Transporte de Pasajeros (RTP), conocida ahora como M1y la actualización de los programas de ordenamiento ecológico.

En condición de avance también está la recuperación y conservación de áreas verdes urbanas, el inicio de trabajos para la implementación y uso del Sistema de Evaluación Permanente de las Acciones Locales del Proaire, y la inclusión de Proaire en el Consejo de Desarrollo Urbano Sustentable (Conduse).

La Secretaría del Medio Ambiente es la encargada de la implementación de las acciones y medidas prioritarias para mejorar la calidad del aire, para proteger la salud, con 8 estrategias.

Se trata de la ampliación y refuerzo de la protección a la salud; disminución estructural del consumo energético; calidad y eficiencia energéticas en todas las fuentes; movilidad y regulación del consumo energético; cambio tecnológico y control de emisiones; educación ambiental, cultura de la sustentabilidad y participación ciudadana; manejo de áreas verdes, reforestación y naturación; fortalecimiento institucional e investigación científica.

El presidente de la ALDF, Leonel Luna, dijo en entrevista que es imperativo realizar una revisión puntual del cumplimiento de los objetivos y estrategias del programa Proaire.

Además consideró que se tiene que realizar la homologación y la modernización de los criterios y procedimientos del programa de verificación vehicular en la Zona Metropolitana del Valle de México, la modernización del programa de detección y sustitución de los altamente contaminantes y renovación de flotas vehiculares del transporte de pasajeros.