Olvida GDF regresar sentido de circulación a Parroquia

En 2009, el gobierno capitalino anunció que esa importante avenida de Benito Juárez cambiaría de sentido durante 14 meses. Van 32 meses de cumplido el plazo y la calle sigue sin recuperar su ...
Ante los cierres totales en el Eje 7 Sur Municipio Libre durante las obras de la Línea 12 del Metro, se cambió el sentido de tránsito de la calle de Parroquia, solo durante 14 meses. Sin embargo, desde ese anuncio han pasado 46 meses y las autoridades no han determinado el cambio al sentido original.
Ante los cierres totales en el Eje 7 Sur Municipio Libre durante las obras de la Línea 12 del Metro, se cambió el sentido de tránsito de la calle de Parroquia, solo durante 14 meses. Sin embargo, desde ese anuncio han pasado 46 meses y las autoridades no han determinado el cambio al sentido original. (Notimex-Archivo)

Ciudad de México

El Gobierno del Distrito Federal olvidó, desde hace 32 meses, regresar el sentido de circulación original a una de las principales avenidas de la delegación Benito Juárez: Parroquia, la cual cambió su circulación para servir como alternativa por las obras de la Línea 12 del Metro.

Desde noviembre de 2009, la dirección del Proyecto Metro, encargada de las obras de la Línea 12, solicitó el cambio de sentido a Avenida Parroquia, para que sirviera como alternativa vehicular, ante los cierres totales en el Eje 7 Sur Municipio Libre; en ese momento, la subsecretaría de Tránsito la cambió.

Ese año y en conferencia de prensa, Enrique Horcasitas, titular del Proyecto Metro, aseguró que Parroquia sólo cambiaría de sentido, en el tramo de 2 kilómetros que va del Eje 1 Poniente Cuauhtémoc hasta Insurgentes Norte, durante 14 meses, en lo que se terminaba de hacer el cajón para que corrieran los trenes de la Línea 12 y se reabrirá el Eje 7.

Desde entonces han pasado 46 meses y las autoridades no han regresado el sentido de circulación a esa vialidad que servía como desfogue para el tránsito del Eje 6 Sur y del Eje 8 Sur Popocatépetl. Esta vialidad fue utilizada por 80 mil vehículos por día, de acuerdo con los datos proporcionados por el aforo vehicular realizado por el GDF.

Incluso, las autoridades distribuyeron un millón 200 mil trípticos, en los que informó de manera oficial que el cambio de sentido sólo operaría durante 14 meses. Esto no ha sucedido y algunos vecinos de la zona exigen que regrese la circulación original de calle.

El sentido original del Parroquia iba de Poniente a Oriente y para los vehículos que circulaban sobre avenida de los Insurgentes era una alternativa; pero con las obras de la Línea Dorada su circulación se modificó de Oriente a Poniente.

Sentido que se mantiene a pesar de que ya está abierto el Eje 7 Sur con sus cuatro carriles, situación que no se justifica por el aforo vehicular que recibe, pues, en esa zona hay otras vialidades como Miguel Laurent, Matías Romero, Eje 6 Sur Ángel Urraza, que es reversible de 6:00 a 9:30 horas y Eje 5 Sur Eugenia.

Un automovilista se tardaba, durante el periodo de construcción de la Línea 12, de noviembre de 2009 a octubre de 2012, en atravesar del Eje 1 Poniente Cuauhtémoc a Insurgentes cerca de 25 minutos.

Luego de las obras el tiempo sólo disminuyó en 5 minutos, como se comprobó en diversos recorridos realizados entre las 7:00 y 9:00 horas, por lo que como vía alterna resulta poco útil. Avanzar esos dos kilómetros sobre el Eje 5 Sur dentro de ese mismo horario toma 10 minutos.

Vecinos indicaron que ya enviaron oficios a la dirección del Proyecto Metro para que regrese el sentido original a la calle Parroquia, pero han sido ignorados.

“Cuando cambiaron el sentido nos opusimos, pero bueno fue una alternativa para mucha gente porque Municipio Libre estaba cerrada, pero ahora ya han pasado muchos años y la autoridad se olvidó de está calle, que ahora sufre de congestionamientos y a todos los vecinos nos afectan por el ruido, por la contaminación, por los baches”, dijo Nancy Beltrán, habitante de un departamento en Parroquia, casi esquina Amores.

Laura Sánchez, vecina de la colonia Centro Urbano Presidente Miguel Alemán, dijo que en las horas de mayor tránsito Parroquia es un gran problema, y se convierte en un estacionamiento.

“Todo nos pasó, las obras nos afectaron, el cambió de sentido nos perjudicó y ahora nos olvidaron, necesitamos que regrese a como estaba, ya se lo pedimos al señor Horcasitas, pero es un hombre muy ocupado, nunca nos recibe”, indicó la señora que tiene 35 años viviendo en la zona.

Como parte de las adecuaciones viales, la dirección del Proyecto Metro obligó al consorcio constructor ICA-Carso-Alstom a realizar medidas de mitigación, provisionales, en entradas de los comercios, por lo que fueron modificadas entradas a la plaza ubicada entre Universidad y Avenida México-Coyoacán, en la Colonia Santa Cruz Atoyac.

Las entradas construidas eran para el flujo de vehículos de poniente a oriente, por lo que se rompió el concreto para hacer un diseño circular que permita la maniobra de vehículos en sentido inverso para ingresar al centro comercial.

Sobre Parroquia, entre Eje 1 Poniente e Insurgentes, se ubican cerca de 150 establecimientos comerciales.

[b]Claves [/b]

Otras vialidades que fueron afectadas durante las obras de la Línea y ya están en su sentido original son:

Av. Tláhuac, entre las calles de Bodas de Fígaro y Luis Delgado.

Lado Norte de la Calzada Ermita Iztapalapa Eje 8 Sur, sentido Oriente – Poniente. Entre Calle Sur 109 a Calle Pablo L. Rivas, Martínez.

Calzada Ermita Iztapalapa Eje 8 Sur, entre Calle Capricornio a Eje 2 Oriente (Calzada de la Viga).

Avenida Tláhuac, entre Calle Cuitláhuac a Eje 8 Sur (Ermita Iztapalapa).

Lado Poniente de Agricultores a Calle Cuitláhuac, sentido Norte-Sur) entre Cuitláhuac y Ganaderos y de Granjeros a Ermita Iztapalapa lado oriente, sentido Sur-Norte.