Mancera: verificentros están en regla, que Profepa los revise

El jefe de Gobierno capitalino destacó que están en funcionamiento 53 de 67 centros de Verificación Vehicular y aumentará el número de vehiculos analizados en su emisión de contaminantes.
Continúa la inspección a verificentros.
Continúa la inspección a verificentros. (Juan Carlos Bautista)

Ciudad de México

El jefe de Gobierno capitalino, Miguel ángel Mancera, dijo que la Ciudad de México y sus verificentros están listos para recibir las supervisiones de personal de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) y que el gobierno federal no amenace con ello. Destacó que están abiertos ya 60 de esos establecimientos, aunque solo 53 prestan el servicio.

"El gobierno de la República luego se enoja y nos amenaza con que nos va a mandar a la Profepa, que nos la mande, ahí vamos a estar pendientes de su llegada, porque estamos bien", dijo Mancera.

Con ello se refirió al anuncio de la Profepa, ayer, de que volverá a hacer revisiones a los centros de Verificación Vehicular de la CdMx para ver si subsanaron la documentación que supuestamente les faltaba sobre calibración en sus equipos de medición.

Este lunes abrieron 60 de 67 verificentros en la capital del país, aunque 7 solo realizan pruebas estáticas, es decir, pruebas a autos de fábrica a los que no se les aplica el mismo protocolo que el resto de los vehículos.

Con el funcionamiento de 53 establecimientos se espera el aumento en el número de verificaciones diarias en relación con las que se efectuaron en promedio la semana pasada, cuando solo cuatro establecimientos abrieron y se efectuaron mil revisiones.

Mancera criticó al gobierno federal también al señalar que los tráileres y camiones de carga federal son altamente contaminantes, pero no los ha cambiado a pesar de tener un presupuesto cercano a los 300 millones de pesos para convertir en chatarra y sustituir esas unidades.

"Por qué no los cambian, por qué no se aterriza a nivel federal, o nada más en las ciudades, creo que no tienen bien claro el panorama y eso nos perjudica a todos", indicó Mancera.

El jefe de Gobierno enfatizó en que no va a permitir que se siga afectando a la Ciudad de México de ninguna manera, sobre todo en temas ambientales.

También reiteró su llamado a la Federación para que se incluya en la Comisión Ambiental de la Megalópolis a las secretarías de Salud, y de Comunicaciones y Transportes, y que el ProAire de la CdMx sirva para hacer uno metropolitano.

"Que se trabaje con una línea de acción efectiva regional y que no solo se utilicen los monitores de medición ambiental de la Ciudad de México", expuso.

En un recorrido se comprobó que los verificentros operan de manera normal, pero los automovilistas desconocen que algunos ya están abiertos.

En la página de internet de la Secretaría del Medio Ambiente (Sedema) se indica que está en construcción, por lo cual no se observa cuáles están abiertos y cuáles cerrados.

Por homologar verificación federal

Los 388 verificentros federales en todo el país, sobre todo los 5 que se ubican en la Ciudad de México, deben homologar su programa de verificación vehicular al de la capital del país, para que esas pruebas permitan ubicar unidades contaminantes y poder restringir su circulación, planteó el coordinador de la fracción de Movimiento Ciudadano en la Asamblea Legislativa, Armando López Velarde Campa.

De acuerdo con datos de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), hay más de 800 mil 800 unidades de carga con placas federales, de ellas ingresan diariamente a la metrópoli en promedio 36 mil unidades a diesel, que son altamente contaminantes.

Esos vehículos, de acuerdo con la Norma Emergente de Verificación, deben realizar el trámite obligatorio en verificentros federales o de manera voluntaria en los locales, para poder circular en la ciudad.

Sin embargo, López Velarde Campa expuso que los centros de Verificación Vehicular que autoriza la SCT para  el transporte federal de carga, no aplican los mismos estándares de vigilancia y seguimiento vigentes en la Ciudad de México.

Además,  no cuentan con un software que registre los resultados de la verificación de manera automática, ya que en la actualidad ese proceso se hace de forma manual por el personal, por lo que un vehículo puede obtener su holograma, incluso sin presentarse a realizar la prueba de verificación.