Licitan mantenimiento de Circuito Interior

En el contrato se prevé la construcción de pasos a desnivel en Tlalpan e Insurgentes, así como puentes en avenida Té y Tezontle.

Ciudad de México

El Gobierno del Distrito Federal emitió un concurso nacional para darle mantenimiento durante 12 años a los 44 kilómetros del Circuito Interior.

De acuerdo con el concurso, el contrato se realizará a través del programa financiero conocido como PPS, que es la Prestación de Pagos por Servicio; es decir, la empresa que resulte ganadora realizará la obra por un monto establecido y el gobierno cubrirá el monto total con pagos anuales.

Según la licitación pública PN/DGPE/PPS/001/2013 las bases para participar en los trabajos de mantenimiento se podrán adquirir hasta el 11 de noviembre, pues el 12 se dará una visita al lugar donde se realizarán las obras.

De acuerdo con la convocatoria publicada en la Gaceta Oficial, también se incluye en los trabajos el mantenimiento integral al concreto hidráulico del Circuito Interior, que fue colocado a lo largo de dos años, de 2008 a 2010; así como el mantenimiento al asfalto, el cual está en los puentes vehiculares, ya que ahí, por su peso, no se pudo colocar concreto hidráulico.

Se contempla también obras al señalamiento horizontal, vertical y de protección que hay sobre todo el Circuito Interior así como el alumbrado público, áreas verdes, alumbrado y banquetas. También como parte de los trabajos se deberá rehabilitar los juegos infantiles, pues cuando se rehabilitó esa avenida hace cinco años se colocaron diversas áreas recreativas.

Dentro de los puntos del contrato se incluye soluciones viales con las que se busca darle continuidad en los cruces con avenida oriente 106, en la delegación Iztacalco y en calzada de Tlalpan, en el lado oriente y poniente, para evitar que la incorporación de vehículos frene la circulación del Circuito Interior.

En 2008, cuando se hizo la rehabilitación del circuito, se invirtieron 3 mil 700 millones de pesos y los trabajos solo fueron por cinco años. Además, se construyeron cinco puentes vehiculares y ahora se prevé la construcción de dos más.

El objetivo de darle mantenimiento, al también llamado Circuito Bicentenario, es también modernizar y darle fluidez a la vialidad.

En la licitación se prevé la construcción de dos deprimidos o pasos a desnivel en Calzada de Tlalpan y en Insurgentes, este último con inversión de mil millones de pesos.

Además de un puente vehicular en Molinos, en la bajada a Revolución y cuatro pasos vehiculares en Avenida Té, en ambos sentidos, y en Tezontle, también en ambos sentidos.