En L12, ni premura ni descuidos: GDF

Alfredo Hernández sostiene que “la mala experiencia que arrastra” la obra actualmente se debe a que antes se puso más atención al calendario político.
Trabajos de mantenimiento en la Línea Dorada.
Trabajos de mantenimiento en la Línea Dorada. (Héctor Téllez)

Ciudad de México

Luego de que el ex jefe de Gobierno del Distrito  Federal Marcelo Ebrard criticara la lentitud con  que la actual administración ha actuado por las fallas de la Línea 12 del Metro, el titular de la Secretaría de Obras, Alfredo Hernández, aseguró que ni la premura ni el descuido volverán a marcar esa construcción.

En entrevista, el funcionario capitalino destacó que “esa mala experiencia que arrastra” la llamada Línea Dorada “por mirar más el calendario que las vías”, no se volverá a repetir, pues enfatizó que “hoy tenemos la claridad de que los tiempos técnicos no siempre empatan con los políticos”.

“Ni la premura ni el descuido volverán a marcar a la Línea 12. Este gobierno ha privilegiado que el diagnóstico sea elaborado por empresas serias y experimentadas y que los ojos de especialistas de la academia avalen y respalden los análisis y estudios.

“Hoy tenemos la claridad de que los tiempos técnicos no siempre empatan con los tiempos políticos, esa mala experiencia que arrastra la Línea 12 por mirar más el calendario que las vías no se volverá a repetir”, subrayó.

SOLUCIÓN TÉCNICA

Sobre las críticas que ha recibido el GDF por la problemática en la línea, que llevó a cancelar el servicio en 11 estaciones, Hernández destacó que el tema no es político, sino técnico.

Consideró que si no hay argumentos técnicos en los cuestionamientos, “definitivamente su intención no es técnica”, además de que para “una obra que tardó más de cuatro años y medio construyéndose y que la revisamos en casi 40 días, la verdad no es mucho tiempo.

“La solución de la línea no es una solución para el gobierno de la ciudad (...) no es un tema político, es un tema ciento por ciento técnico”, aseveró.

Hernández sostuvo que la gestión que encabeza Miguel Ángel Mancera trabaja con celeridad pero, sobre todo, con responsabilidad para entregar este mes el programa de rehabilitación de la Línea 12, incluso destacó que adelantarán un mes el programa bajo esquemas rigurosos de seguridad.

El titular de la dependencia capitalina reveló que entre los primeros trabajos de rehabilitación están las simulaciones que llevarán a cabo las empresas e instancias de especialidad en el tramo del Viaducto elevado de la línea, entre las estaciones Zapotitlán y Nopalera.

Este viernes, el ex jefe de Gobierno del Distrito Federal Marcelo Ebrard criticó el reporte de la empresa Systra que presentó la Secretaría de Obras y Servicios del Distrito Federal, pues dijo que “es un informe final que no es final”.

Al respecto, el titular de la dependencia capitalina afirmó que “lo que se entregó fue un diagnóstico y lo que estamos trabajando es un proyecto de rehabilitación” en el que se definirán los aspectos técnicos a reparar.

“Es un conjunto de acciones que está por verse con el programa de rehabilitación y no con el diagnóstico...

“Es como cuando tú vas al médico y te dice: vaya al laboratorio y hágase todas esas pruebas. Si no tiene las pruebas, no puede hacer la interpretación al ciento por ciento para dar un tratamiento o una intervención mayor.

“Eso es lo que tenemos, las pruebas de laboratorio; el experto las va a traducir en las acciones específicas que hay que desarrollar”, explicó.


“CÁLCULO EQUIVOCADO”: SÁNCHEZ CAMACHO

El secretario general del PRD, Alejandro Sánchez Camacho, declaró que quien busque sacar provecho de las fallas en la Línea 12 del Metro para ahondar las confrontaciones internas del partido “está haciendo un cálculo equivocado”.

Señaló que el tema de las fallas en la línea debe resolverse pronto, porque “se presta para caer en  tentaciones de atizar contradicciones internas en nuestro partido y eso a nadie le ayuda”.

Al referirse a las declaraciones de Marcelo Ebrard, quien señaló que se ha actuado con lentitud en este asunto, consideró que en el PRD “comprendemos la preocupación. Compartimos la inquietud de que este tema se atienda y se resuelva lo más pronto posible”.

Sin embargo, no descartó que el asunto genere contradicciones internas en el PRD, “pero si hay alguien que piensa que puede sacar provecho de este conflicto, confrontando al propio PRD, está haciendo un cálculo equivocado. No hay que echarle mucha leña al fogón, porque puede salir más caro”.

Comentó que es necesario reconocer que el conflicto de la Línea 12 “ha disminuido la confianza, la simpatía y la preferencia hacia el PRD, pero que siempre van a privilegiar la seguridad y el bienestar de los usuarios del medio de transporte”.