Familiares de víctimas del Heaven: “eran inocentes”

Familiares y amigos de los 13 jóvenes victimados hicieron una peregrinación a la Basílica de Guadalupe; por la tarde, concluyeron con un acto frente al bar donde ocurrieron los secuestros.

Ciudad de México

A un año del secuestro de 13 jóvenes del bar Heaven, sus familiares y amigos realizaron este lunes una peregrinación a la Basílica de Guadalupe para conmemorar a las víctimas.

Desde las 6:30 horas, unas 15 personas vestidas de blanco, con mantas, rosas blancas y fotografías de los fallecidos, caminaron por la Glorieta de Peralvillo, atravesaron la Calzada de Guadalupe y llegaron a La Villa, donde se ofició una misa para conmemorar a los plagiados.

Entre llantos, los padres de los jóvenes pidieron justicia en la investigación del caso, pues aseguraron que todos los asesinados eran inocentes.

"Me siento como si me hubieran quitado la mitad del corazón y no lo puedo creer todavía que sean mis hijos. Todavía los estoy esperando a que regresen. Aún no se ha hecho justicia", comentó Santos Piedra González, padre de los hermanos Aarón y Josué Piedra.

Recordaron que la primera hipótesis del procurador general de Justicia del Distrito Federal, Rodolfo Ríos, era una venganza entre narcomenudistas de Tepito, teoría que con el paso de los meses ellos siguen rechazando.

Leticia Ponce, madre de Jerzy Ortiz, presumió la inocencia de los jóvenes y aseguró que los familiares trabajarán en la memoria, verdad y justicia de los difuntos.

“Sí se criminalizó, sí se estigmatizó, pero ahora ya se comprobó lo que nosotros les dijimos, el único error de ellos fue haber estado en un lugar en la hora menos indicada. Es bueno limpiar la imagen que ellos tenían porque fueron víctimas”, dijo.

Señaló que falta detener a todos los implicados en el caso, a pesar de que el 22 de mayo pasado se detuvo a José Javier Rodríguez Fuentes “El Javi”, presunto autor intelectual del multihomicidio, con el cual suman 24 personas detenidas, de las cuales al menos cuatro son policías de la Ciudad de México. “Aún falta hacer justicia”, dijo.

“Las autoridades sí han actuado, fue un gran logro agarrar al “Javi”, pero todavía nos falta más gente. Se los agradecemos, la única molestia de nosotros ha sido que no nos avisan, siempre se los hemos manejado como deudos”, expuso.

Por la tarde, los afectados iniciaron una marcha silenciosa del Ángel de la Independencia hacia el bar de la Zona Rosa, donde rezaron, dejaron de manera simbólica unos féretros de cartón y entre aplausos lanzaron globos negros al aire por el primer aniversario luctuoso.

Josefina García, madre de Alejandro Said Sánchez García reconoció que no ha perdonado a los responsables del asesinato de su hijo, “nos han lastimado bastante ha sido un año muy doloroso, no hemos dejado de llorar no se que tengan estos hombres en su cabeza para hacer esto, llevarse a tanta gente y haberlos matado yo no perdono, no se sí encuentren el perdón de Dios”. 

El 26 de mayo del año pasado, 13 jóvenes desaparecieron del bar Heaven y hasta el 21 de agosto, sus cuerpos fueron encontrados en una fosa clandestina en Tlalmanalco, Estado de México.

Poco antes de que se cumpliera el año del suceso, los cadáveres finalmente fueron entregados a sus familiares.