Envía GDF recurso para no regresar los 489 mdp

Sin acuerdo conciliatorio entre el consorcio constructor y Proyecto Metro, informa titular de la Contraloría.
El funcionario capitalino ante los diputados locales.
El funcionario capitalino ante los diputados locales. (Moisés Pablo/Cuartoscuro)

México

El Gobierno del Distrito Federal ya presentó ante el Tribunal Fiscal de la Federación el recurso para evitar el reintegro de más de 489 millones de pesos, que de acuerdo con la Secretaría de la Función Pública no fueron justificados para la construcción de la Línea 12 del Metro.

En entrevista, luego de rendir su informe anual de labores en la Asamblea Legislativa, Hiram Almeida, titular de la Contraloría del Distrito Federal, confirmó que esta semana ya fue interpuesto dicho recurso, del cual, dijo, se está a la espera de la resolución del órgano fiscal.

"En esta semana ya se interpuso el recurso ante el Tribunal Fiscal de la Federación, mediante la cual se va a solicitar la nulidad del acto donde se hace esa solicitud de reintegro.

De acuerdo con la SFP, derivado de una auditoría, el Gobierno del Distrito Federal no pudo justificar el pago que realizó con recursos del Fondo Metropolitano de diversos convenios y reconocimiento de adeudos de obras inducidas por 489 millones 422 mil 377 pesos.

Por ello pidió a la actual administración encabezada por Miguel Ángel Mancera "reintegrar dicha cantidad a la Tesorería de la Federación, a fin de "subsanar esta deficiencia de la administración anterior y solventar la observación correspondiente".

Al respecto, Almeida hizo énfasis en que estos hechos se realizaron en la administración pasada del Gobierno del Distrito Federal, que entonces encabezaba Marcelo Ebrard.

"Para la ciudad es de fundamental importancia pretender que estos recursos puedan ser aplicados hacia la población, a favor de la ciudad misma y no en consecuencia ser parte de un reintegro que correspondería además a otro ciclo de ejercicio presupuestal.

"Con ello el ánimo de preservar las condiciones y los recursos financieros del destino de estos para la ciudadanía misma conlleva la interpelación jurídica que se está realizando", aseveró.

Además, el titular de la Contraloría General del DF reveló que no se alcanzó un acuerdo entre el Proyecto Metro y el consorcio constructor de la Línea 12 del Metro para realizar trabajos ejecutados pero no contratados, labores que tenían un monto de más de 4 mil 500 millones de pesos.

El funcionario capitalino explicó que a pesar de la intermediación que realizó dicha institución a su cargo, no se logró un acuerdo para que se solucionara este conflicto referente a "prestaciones económicas y realizaciones de algunos trabajos y reconocimientos de los mismos".

"No hubo acuerdo conciliatorio y no existió resolución inherente al respecto, más que señalando por parte de la Contraloría que no hubo lugar a conciliación alguna.

"Del procedimiento conciliatorio que se llevó a cabo al interior de la Contraloría, no hubo posibilidad de realizar acuerdo alguno entre el consorcio y el Proyecto Metro, que eran las partes que habían requerido a la Contraloría la intervención para la intermediación y solución de este conflicto", puntualizó.

Respecto a las indagatorias que desarrolla la Contraloría General del DF sobre servidores públicos por el conflicto de la llamada Línea Dorada, Almeida se reservó revelar datos de la investigación y auditorías al argumentar que se debe tener confidencialidad.

"En relación con la Línea 12 quisiera no ahondar en demasía al respecto, toda vez que los datos genéricos que aporté precedían a la única intención de demostrar que estamos trabajando con legalidad, transparencia y generando una investigación técnico jurídicamente capaz.

"Hoy continuamos integrando las auditorías e investigaciones. No es factible ahondar mayormente en el tema por algunas restricciones de confidencialidad que existen al respecto para hacer precisiones en datos. Tenemos que privilegiar y acatar términos de ley", enfatizó.

Transporte de pasajeros, en nivel medio bajo

La Ciudad de México, al igual que el resto de urbes de América Latina, se encuentra en el nivel medio bajo entre 84 ciudades evaluadas con mejores sistemas de transporte, afirmó la gerente de la Unión Internacional de Transporte de Pasajeros de América Latina, Eleonora Pazos.

En el contexto del sexto Congreso Internacional de Transporte de la Asociación Mexicana de Transporte y Movilidad, reconoció, sin embargo que en los últimos años el DF ha tenido grandes avances gracias al financiamiento y a la inversión en sistemas como Metrobús.

"No es fácil mover ciudades tan grandes con una demanda creciente de pasajeros; eso es un desafío para todas las ciudades de América Latina", planteó Pazos.

Hizo notar que de acuerdo con los más recientes estudios de la UITP, el sistema de transporte en el mundo está en "colapso", lo cual se refleja en el desarrollo económico de las ciudades.

"Infelizmente no es una realidad exclusiva de México; las pérdidas económicas relacionadas a la falta de movilidad, a todos los impactos del transporte individual, genera graves afectaciones", expuso.

Pazos consideró que el camino del transporte público en Latinoamérica tiene que dirigirse a otros patrones de negocio y favorecer la combinación de inversión pública y privada, lo cual puede ser el futuro de América Latina.