Choque de trenes del Metro deja 12 heridos

El percance ocurrió en la estación Oceanía de la Línea 5. Autoridades esperan peritaje, pero señalan que el impacto fue causado por un deslizamiento.

Ciudad de México

La presunta falla en el sistema de de navegación y las lluvias fueron la causa de un choque entre dos trenes del Sistema Transporte Colectivo, STC Metro, en la Línea 5, lo que dejó como saldo 12 personas lesionadas, de ellas seis trasladadas a hospitales y tres reportados como graves, uno de ellos estaba prensado.

Joel Ortega, director del Metro, señaló que hubo un deslizamiento del tren 0075, que se impactó contra la unidad 0507 que se encontraba en el andén con dirección a la terminal Politécnico.

"(El deslizamiento) generó que un tren que venía ingresando al andén se incrustara en la parte trasera del que estaba abandonando la estación", indicó el funcionario.

"Se tienen dos trenes despivotados, es decir, que el eje está movido de la caja del tren. Vamos a hacer un desenganche de la motriz delantera con la trasera y vamos a ver si tenemos condiciones para trasladarlos a los talleres de El Rosario".

Las personas lesionadas fueron trasladadas a diversos hospitales y los operadores serán citados a declarar ante el Ministerio Público, junto con apoyo del Sindicato del Metro.

Ortega dijo que el accidente ocurrió 5 minutos antes de que se tomaran las acciones de seguridad, que en época de lluvias obliga a todos los convoyes a disminuir la velocidad de 70 a 40 kilómetros por hora.

Ese reporte es preliminar, acotó el funcionario, pues esperarán el final del Comité de Incidentes relevantes del Metro y de los peritajes que realicen expertos de la Procuraduría General de Justicia del DF (PGJDF).

El Ministerio Público de la Agencia 50-A en Pantitlán envió a peritos en fotografía, mecánica terrestre, criminalística a la estación Oceanía, de la Línea 5, para indagar posibles delitos de lesiones y daño a la propiedad.

Ortega dijo que esperarán un informe técnico, pero manifestó que en el punto del choque hay una pendiente pronunciada, que junto con las condiciones climáticas adversas, afectaron el sistema de frenado, por lo que el convoy no pudo detenerse.

El secretario de Seguridad Pública, Hiram Almeida, llegó a supervisar el operativo de tránsito y de resguardo de la zona del percance, sobre todo porque esa estación se ubica muy cerca del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México.

También llegó personal de la Policía Federal, así como elementos del Ejército, pues hay una base en el Peñón de los Baños, quienes colaboraron en el resguardo de la zona.

En las labores de auxilio a los usuarios que se encontraban en los trenes estuvo el secretario de Protección Civil, Fausto Lugo, que se coordinó con el equipo de bomberos.

De acuerdo con reportes de la Cruz Roja y Protección Civil el percance provocó lesiones a otras cinco personas, que no ameritaron ser trasladados a hospitales, pero fueron atendidos en el lugar.

También hubo más de una docena de personas con crisis nerviosa, provocada por el repentino frenado de los trenes.

Usuarios que fueron atendidos en el lugar por los servicios de emergencia como el Escuadrón de Rescate y Urgencias Médicas y de la Cruz Roja.

Debido al percance, que ocurrió cerca de las 6:15 de la tarde, los dos convoyes tuvieron que ser desalojados, en esos momentos con más de 500 pasajeros.

Ante la falta de transporte, algunas patrullas y unidades pickup de la Secretaría de Seguridad Pública sirvieron para llevar a los usuarios hasta la Terminal Pantitlán y Consulado.

El Sistema de Transporte Colectivo tuvo que poner servicio provisional de Consulado a la Terminal Politécnico y viceversa.

Después llegaron cerca de 50 unidades de la Red de Transporte de Pasajeros que son enviados cada que se registra una falla en el Metro.

También colaboraron en la movilización de usuarios las unidades del Corredor Vial Circuito Interior, luego de un acuerdo con la Secretaría de Movilidad.

El servicio ya no se reanudó en de Oceanía a Pantitlán, pues trabajadores del Metro tuvieron que hacer labores de separación de los dos vagones impactados y procedieron a la revisión de las vías, para determinar que no existió algún tipo de daño.

El director del Metro señaló que antes de poner en marcha el servicio de los convoyes, se tendrá que energizar el sistema de vías y revisar los otros componentes como el pilotaje automático.

"Las acciones que vamos a hacer para reestablecer el servicio, primero energizar la línea, y se ha estableció que la Ruta 3 apoye, luego de un acuerdo con la Semovi, en materia técnica hicimos energizar la vía, y desalojamos el tren que también se quedó en la pendiente, que salía de la estación Terminal Área".

El Metro también esperará el peritaje para hacer valer los seguros que tiene contratados.

La Comisión de Derechos Humanos del DF inició una queja de oficio tras el accidente y ordenó que sus visitadores estuvieran atentos a la atención médica que reciben los usuarios lesionados.

"La CDHDF estará atenta al servicio que se brinda a personas lesionadas por el choque de dos vagones del STC Metro en estación Oceanía", destacó la Comisión.


[Dé clic sobre la imagen para ampliar]