Mejores condiciones escolares en CdMx, piden asambleístas

Diputados locales aprobaron un punto de acuerdo para solicitar a la Secretaría de Educación de la CdMx se garantice un desarrollo académico y emocional a los estudiantes.
Asambleístas pidieron a la Secretaría de Educación de la Ciudad de México mejorar las condiciones para garantizar el desarrollo académico y emocional de los alumnos.
Asambleístas pidieron a la Secretaría de Educación de la Ciudad de México mejorar las condiciones para garantizar el desarrollo académico y emocional de los alumnos. (Cuartoscuro-Archivo)

Ciudad de México

La Diputación Permanente en la Asamblea Legislativa aprobó un punto de acuerdo para que la Secretaría de Educación de la Ciudad de México garantice el desarrollo académico y emocional de los estudiantes en las aulas capitalinas.

Pretende también propiciar que los entornos educativos sean seguros y saludables, y que los alumnos tengan las condiciones físicas, emocionales y sociales que fomenten el aprendizaje.

El punto de acuerdo fue presentado por el grupo parlamentario del PAN, con la intención también de promover una estrategia integral para garantizar el sano desarrollo académico de los niños de nivel básico.

“Un bajo nivel de autoestima trae consigo consecuencias, y de manera general problemas de inestabilidad emocional como deserción escolar, bullying, embarazos no deseados, enfermedades de transmisión sexual, alcoholismo, tabaquismo, drogas  y delincuencia”, expuso el diputado Gonzalo Espina.

Cifras de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) sitúan a México como el primer lugar por la incidencia del bullying a nivel internacional, lo que provoca deserción escolar y derivado de ello desigualdades sociales, económicas, pobreza, inequidad, marginación, que afectan de manera directa el desarrollo integral.

El diputado Espina, a nombre de integrantes de la Comisión de Educación en la Asamblea Legislativa, expuso que es necesario que el gobierno local y la Federación unan esfuerzos para impulsar un plan de trabajo orientado a escuelas públicas para promover un desarrollo sano entre los estudiantes, a fin de contribuir a la disminución de problemas sociales por inestabilidad emocional.

En la Encuesta de Cohesión Social para la Prevención de la Violencia y la Delincuencia del INEGI, 3 de cada 10 adolescentes de 12 a 18 años han sufrido situaciones de acoso por baja autoestima, de las cuales 42.6 por ciento son ejercidas por compañeros de escuela.