Arreglo de Línea 12, tarea de ICA y CAF, dice Amieva

La Consejería Jurídica del DF elabora un plan de rehabilitación que incluye al consorcio que la construyó y a la empresa arrendadora de los trenes.

México

José Ramón Amieva, titular de la Consejería Jurídica y Servicios Legales del DF, afirmó que la rehabilitación del tramo cerrado de la Línea 12 del Metro la hará la empresa arrendadora de los trenes y el consorcio constructor, de acuerdo con los contratos vigentes.

En entrevista, precisó que no es el momento de hacer valer ninguna fianza, porque en el caso de ICA-Carso-Alstom, por ejemplo, está en la etapa de liquidación, que contempla perfectamente un programa de rehabilitación.

Mientras, el contrato con la empresa CAF prevé que cualquier ajuste que se necesite hacer a los trenes de la llamada Línea Dorada se podrá solicitar.

“Los alcances técnicos que se tengan que hacer tanto para la empresa arrendadora de trenes como con el consorcio constructor se les requerirán pero, obviamente, todo es de acuerdo con los contratos que ya existen.

El único vínculo jurídico que tenemos son los contratos y el programa de rehabilitación y lo que tengan que hacer para echar a andar las vías, las estaciones y los trenes tiene que ser de acuerdo con esos acuerdos”, declaró.

El funcionario capitalino explicó que la Consejería Jurídica está trabajando un esquema para poder adaptar el plan de rehabilitación de la Línea 12 del Metro a la parte legal.

“El plan de rehabilitación incluye la participación tanto del consorcio que efectuó toda la etapa constructiva de las líneas, las estaciones, los esquemas o todas las herramientas que tienen de control y, por otro lado, involucra a la instancia arrendadora de los trenes”, expresó.

Amieva agregó que si el plan de rehabilitación que elaboran Systra y TSO requiere alguna modificación a los términos técnicos, la Consejería Jurídica coadyuvará para requerir, de acuerdo con los contratos, que se hagan las adecuaciones.

“El jefe de Gobierno así lo ha señalado. Ese tramo se va a rehabilitar y será a través de un dictamen que Systra y TSO hagan sobre su funcionalidad y seguridad para todos los usuarios”, destacó.

El consejero insistió en que se deben apegar a los contratos existentes, sin que haya necesidad aún de solicitar alguna fianza.

“En el caso del contrato del consorcio estamos en una etapa de liquidación y finiquito, y dentro de esta etapa entra perfectamente un programa de rehabilitación, o sea, no hay técnicamente ningún indicio que haya solicitado a la Consejería Jurídica apoyar en el requerimiento de fianzas.

“En el caso de arrendamiento de trenes, creo que es un contrato de 22 años, me parece, y dentro de ese contrato de cláusulas nos dice que cualquier ajuste que se necesite realizar a los vagones, a los convoyes, entendiendo boogies, rodamiento, lo que se necesite, se podrá solicitar”, puntualizó.

El jueves pasado, la empresa Systra puso en duda la reapertura de las 11 estaciones de la Línea Dorada que no funcionan, explicó que primero tienen que hacer las pruebas necesarias para que el desgaste ondulatorio no siga afectando.

Por tanto, Systra evitó comprometerse y dar una fecha de reapertura; mientras, CAF dijo que no se han presentado las pruebas técnicas y que no hay compatibilidad entre las ruedas y los convoyes.

Apoyan a la comunidad gay

El Gobierno del Distrito Federal entregó a la Asamblea Legislativa la iniciativa de reformas para garantizar el derecho a la identidad, con el fin de simplificar a la comunidad lésbico, gay, bisexual, transexual, travesti, transgénero e intersexual (LGBTTTI) el trámite para obtener una nueva acta de nacimiento acorde a su identidad sexual.

En el juzgado uno, el jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera, explicó que se trata de construir un trato igualitario para todos los ciudadanos que viven en la capital pero, sobre todo, de respetar el fuero íntimo de las personas.

“No está a discusión, a debate, que el Estado debe respetar puntualmente el fuero íntimo de todas las personas, su sentir personalísimo, así como la percepción y convicción acerca de la propia identidad”, expresó.

En tanto, la Secretaría de Seguridad Pública capitalina desplegará un operativo con casi dos mil elementos para resguardar la 80 mil personas que participarán en la marcha del orgullo LGBTTTI, que partirá a las ocho de la mañana del Monumento a la Independencia al Zócalo.

En total serán mil 868 uniformados, de los que 600 son elementos de Policía de Proximidad y 600 de la Metropolitana; 400 de Tránsito, 200 de la Subsecretaría de Participación Ciudadana, ERUM, Inspección Policial y Derechos Humanos, entre otros, quienes serán apoyados con 107 vehículos.

(Pedro Domínguez y José Antonio Belmont/México)