• Regístrate
Estás leyendo: Lo bueno y lo malo de enfrentar al América en liguilla
Comparte esta noticia
Domingo , 24.06.2018 / 15:44 Hoy

Lo bueno y lo malo de enfrentar al América en liguilla

Cruz Azul rompió tres años de ausencia en la fase final; sin embargo, ahora enfrentará a las Águilas en Cuartos de Final, su mayor adversario deportivo y que parece no llegar en buen momento, pero siempre se le ha indigestado a los celestes

Publicidad
Publicidad

Eduardo Espinosa

Luego de haber conseguido su boleto a la Liguilla, Paco Jémez declaró en conferencia que quería que su Cruz Azul fuera valiente en la fase final, que no se conformara y, sobre todo, que disfrutara el regresar a esta instancia luego de tres años de ausencia. Pues bien, para enfrentar al América, el rival en turno, La Máquina tendrá que ser todo aquello que desea su entrenador. No hay oponente que provoque más ansiedad y nerviosismo que los de Coapa.

En este mismo semestre Cruz Azul ya ha mordido el polvo dos veces ante las Águilas; sin embargo, tal parece que en este momento, es La Máquina la que llega en un mejor estado futbolístico, pero sobre todo emocional. Liberarse de una racha de tres años en los que ni siquiera fue capaz de meterse entre los ocho primeros lugares de la tabla, ha sido un alivio —reconocido por el mismo Jémez— enorme para la institución, y ya sin esta presión puede desplegar su mejor funcionamiento.

Pero América siempre será un examen muy complicado, en los últimos años Cruz Azul ha padecido en demasía estos enfrentamientos. Aunque tal vez no hay mejor sinodal en este instante para el conjunto cruzazulino, para ver si con el boleto a la Liguilla fue suficiente para este club o hay la sangre y las agallas de buscar algo más grande.

Además, todo parece indicar que estos pueden ser los últimos juegos de la era de Paco Jémez en La Máquina, así que será interesante observar el final que tendrá este ciclo.

LO BUENO DE QUE SEA AMÉRICA

1) El momento de Cruz Azul: La Máquina de Paco Jémez se sometió a una gran presión en estas semanas, y contrario a lo que había pasado en temporadas anteriores, ahora el equipo sí hizo gala de concentración y oficio. Ante Morelia, el conjunto cruzazulino dio tal vez su mejor primer tiempo en la era del técnico español, y frente a Veracruz hizo gala de mucha entrega e intensidad para sacar el resultado.

Cruz Azul cerró con dos triunfos, algo que no pasaba desde el Apertura 2015, regresó a una Liguilla luego de tres años y logró un gran alivio. Para un equipo tan maltratado, parece que lo que venga ya es una gran ganancia.

2) Un clásico que motiva: Que sea América el rival en cuartos de final le vendría bien a Cruz Azul por una sencilla razón: lo obligaría a mantener la tensión a tope para este encuentro debido a que es el clásico más importante de la institución.

Los duelos contra las Águilas son de suma importancia para el club y su afición, y ahora la connotación es mayúscula al ser el oponente con el que La Máquina se estrenará en su regreso a la fase final. Además, y pese a que los demás enfrentamientos lucen parejos, sin lugar a dudas el clásico joven es el partido que robará la atención en los enfrentamientos de cuartos de final.

3) Tiene mejor conexión con su afición: Mientras América cerró de manera intermitente la fase regular del Apertura 2017 -sumando apenas cuatro de los últimos 12 puntos que disputó y sin poder ganar sus últimos dos compromisos en casa-, La Máquina logró superar una pequeña crisis de resultados que tuvo en octubre y que puso en riesgo su calificación.

En toda la temporada el conjunto de Jémez mostró una gran unión de su vestidor y logró conectar con el público que en las últimas semanas se entregó por completo a su equipo. Ante Veracruz el estadio Azul pesó como pocas veces se le había visto en temporadas anteriores.

LO MALO DE QUE SEA AMÉRICA

1) La paternidad del América: En los últimos 15 años América ha logrado tener rachas muy prolongadas de hegemonía sobre Cruz Azul. Basta recordar los 17 partidos que pasó La Máquina sin poderle ganar a los de Coapa (del Clausura 2013 al Apertura 2010). Ahora, en estos últimos torneos las Águilas de nueva cuenta han empezado a marcar una hegemonía sobre Cruz Azul, al acumular cinco partidos sin derrota. En lo que refiere a Paco Jémez, el español ya disputó dos juegos ante los azulcrema y ambos fue superado notoriamente, primero en el Clausura con un 2-0 y luego en este semestre con un 3-1. Para acabarla, hace unas semanas América echó de la Copa a La Máquina.

2) Los fantasmas de La Máquina: Cruz Azul tiene en su historia reciente a su peor enemigo. Para nadie es un secreto que al conjunto cruzazulino le cuestan los momentos cruciales debido a los temores que afloran en su seno. Los casi 20 años sin título de Liga, así como los constantes fracasos de los últimos semestres, han provocado que la autoestima de este equipo sea muy baja.

Sí, con Paco Jémez parece que esta inercia ha ido cambiando poco a poco; sin embargo, América será la mejor prueba para ver qué tan lejos han quedado los impedimentos mentales y qué tanto dependerá La Máquina exclusivamente de su desempeño futbolístico.

3) Aquella final del Clausura 2013: Y dentro de los fantasmas que acechan a Cruz Azul, es el de la Final del Clausura 2013 el que más le duele a la institución y a sus aficionados. Perder una final siempre es traumático para un equipo, más cuando se lleva tanto tiempo sin ser campeón, pero la cosa se poner peor cuando es ante tu rival más odiado y cuando parecía que tenías el triunfo en la bolsa.

Esa fatídica noche del 26 de mayo aún no cierra, aún está presente el cabezazo de Moisés Muñoz que evitó que Cruz Azul se coronara. Si realmente La Máquina quiere cerrar ese capítulo, necesita triunfos como el que puede obtener en esta serie.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.