• Regístrate
Estás leyendo: Daniel Araiza, amante del alpinismo que murió en los Andes peruanos
Comparte esta noticia
Jueves , 13.12.2018 / 10:21 Hoy

Daniel Araiza, amante del alpinismo que murió en los Andes peruanos

Con 29 años de edad, el jalisciense se había convertido en un referente del montañismo mexicano; murió el 18 de julio en un accidente ajeno a su experiencia y capacidad.
Publicidad
Publicidad

Daniel Araiza Chávez, de 29 años y originario de Guadalajara, Jalisco, es uno de los dos alpinistas mexicanos que murieron en los Andes peruanos ayer. 

Un  accidente durante el descenso de la montaña Artesonraju puso fin a los kilómetros en ascenso de Araiza Chávez y Enrique González Ceballos, también originario de Jalisco.


Araiza Chávez se había convertido en referencia del montañismo nacional, al formar parte del equipo de embajadores de ALTA Vertical y del grupo de alpinismo Línea Directa. También fue integrante del Club Alpino del Instituto de Ciencias (CAIC) y estudiante del CUAAD de la Universidad de Guadalajara

Además, formó parte de proyectos como el Ice Calling junto al también alpinista mexicano Héctor Ponce de León; consiguió un ascenso en cordada en menos de 24 horas de The Nose, la pared del Gran Capitán, en el Parque Nacional Yosemite, en California, Estados Unidos. 

En entrevista con Freeman, un sitio web especializado en alpinismo, Araiza Chávez relató en marzo del año pasado que se inició en esta disciplina en los últimos años de primaria, cuando asistió al CAIC (Club Alpino del Instituto de Ciencias).

El mexicano recordó que con tan solo 10 años de edad escaló el Nevado de Colima, mientras que a los 12 subió al Iztaccíhuatl y a los 18 realizó su primera expedición a los Andes peruanos, donde subió el Huascaran, de 6 mil 768 metros de altura.

Araiza Chávez se dijo agradecido con el alpinismo, pues gracias a dicha actividad había podido escalar en países como México, Estados Unidos, Canadá, Perú, Francia, Suiza, Bolivia y Argentina.

El accidente

El jalisciense murió luego de que se desprendió un bloque de hielo mientras bajaba a rappel, junto a su compañero Enrique González Ceballos por una pared de la montaña nevada. 

“No estaban haciendo algo extremo, era un ascenso que no era considerado peligroso y les ocurrió un accidente por algo totalmente ajeno a su experiencia y capacidad, algo que es imposible de controlar”, explicó Diego Wynter, montañista mexicano integrante de la expedición, integrada por quince alpinistas. 

ehh

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.