• Regístrate
Estás leyendo: Cruz Azul, cuando la casa no pesa
Comparte esta noticia
Lunes , 16.07.2018 / 18:08 Hoy

Cruz Azul, cuando la casa no pesa

En los últimos cuatro años La Máquina apenas cosecha un 45 por ciento de productividad en el estadio Azul; este torneo, el último en este inmueble, aún no conoce la victoria

Publicidad
Publicidad

Eduardo Espinosa

Desde hace cuatros años, Cruz Azul se volvió un extraño en su propia casa. La mala racha que lleva en estos momentos el equipo de Pedro Caixinha en el Estadio Azul no es exclusiva de esta temporada, pues en los siete torneos que le precedieron se tuvo el mismo problema: una notoria incapacidad de hacer valer la localía.

En este inicio de semestre, La Máquina ha afrontado ya cuatro juegos de Liga, con un saldo de tres empates una derrota, tres puntos de 12 posibles; además, en la Copa tampoco pudo ganar en sus dos partidos de la fase de grupos y por esa razón ya está eliminado. Todo esto en el último torneo del Estadio Azul, que será demolido al término de éste.

En estos cuatro años (ocho torneos, incluyendo el actual), Cruz Azul ha disputado 62 partidos en su casa (solo en la fase regular), de los cuales apenas ha ganado 22, ha empatado otros 19 y ha perdido 20. En síntesis, el conjunto celeste apenas y ha podido ganar un tercio de los juegos que se han disputado.

UN MAL DE AÑOS

La última vez que se vio a un Cruz Azul de respeto en casa, fue en el Clausura 2014, cuando el conjunto celeste –dirigido por Luis Fernando Tena– ganó seis de los ocho juegos que tuvo en la fase regular, empatando uno y perdiendo otro; es decir, acumuló 19 de los 24 puntos que ahí disputó, un 79 por ciento de efectividad. Aunque ya en la Liguilla fue incapaz de ganar y el empate ante León lo dejó fuera.

Luego de ese torneo vino la debacle cruzazulina que acumuló seis temporadas seguidas sin poder entrar a la fase final, y mucho fue por la inefectividad como local; luego regresó a la Liguilla en el torneo pasado, pero ahora en éste ha vuelto a tener muchas complicaciones.

En el Apertura 2014 y Clausura 2015, todavía con el Flaco Tena, tuvo una productividad aceptable, al ganar ocho juegos en casa, con dos empates y seis derrotas, aunque ya era de resaltar el alto número de descalabros.

Sin embargo, los verdaderos problemas iniciaron en el Apertura 2015, cuando los triunfos se convirtieron en el porcentaje más bajo. En ese semestre, que inició Sergio Bueno y terminó Tomás Boy, el equipo apenas tuvo dos victorias en el Azul, además de tres igualadas y cuatro derrotas.

Para el Clausura y Apertura 2016, la inercia no mejoró para La Máquina como local, y en ese año apenas tuvo seis triunfos por siete descalabros, además de cuatro empates. A Tomás Boy le tocó esos dos torneos, aunque en el segundo renunció con la temporada ya en su último tercio.

Con Paco Jémez mejoró un poco la situación, pues aunque el porcentaje de victorias seguía siendo muy bajo, ya no se perdió tanto como local. En el Clausura y Apertura 2017, Cruz Azul logró seis victorias, pero apenas tres derrotas, lo que más se repitió fueron los empates, pues La Máquina igualó en siete ocasiones.

UNA TRISTE DESPEDIDA

Con Pedro Caixinha se están repitiendo los mismos problemas que han tenido otros entrenadores para ganar en casa; incluso, el arranque de este proyecto en el Azul ha sido de los más bajos de estos cuatro años.

Con los tres puntos que ha sumado Cruz Azul hasta el momento, solo iguala al comienzo de Sergio Bueno en el Apertura 2015 que llevaba esa misma cantidad de puntos luego de cuatro juegos disputados, aunque la diferencia, es que Bueno ya había ganado como local, mientras que Pedro sigue sin conocer la victoria en este estadio.

En estos cuatro años, el que tuvo un mejor comienzo fue Boy en el Clausura 2016, cuando inició con tres victorias y un empate (10 de 12 puntos), aunque luego el equipo se le desinfló y no volvió a ganar más como local.

Lo único cierto es que a Cruz Azul aún le restan cinco juegos más en el Azul para levantar su productividad y buscar que este recinto se despida con algún partido de Liguilla; de lo contrario, sus últimos años habrán sido muy grises. .

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.