• Regístrate
Estás leyendo: Generales se impone de nueva cuenta a Diablos del México
Comparte esta noticia

Generales se impone de nueva cuenta a Diablos del México

El conjunto capitalino cierra una semana en la que perdió cuatro de seis juegos en casa, manteniendo la mala racha en la que sólo tienen dos triunfos en 12 juegos
Publicidad
Publicidad

Las cosas no se aclaran para los Diablos Rojos. Falta de bateo oportuno y pitcheo que se mete en muchos altibajos frente a rivales que han aprovechado los descuidos y los malos momentos para llevar a un punto de alta preocupación a los capitalinos.

Laguna le ganó dos de los tres duelos a media semana y los Generales hicieron lo propio, luego de vencerlos 8-2, con lo que deja a los capitalinos con una balance de 2-4 como local y de 2-10 en las últimas dos semanas. 

Este domingo el pitcheo abridor tuvo a Fabián Anguamea en su primera apertura del 2018, pero en cinco entradas le anotaron cuatro veces, mientras al relevo le hicieron cuatro carreras más. En el bateo se fueron de 11-2 con corredores en posición de anotar, dejando olvidados a 12 hombres en los senderos. 

Con este resultado, y poniéndose con marca de 6-11, los pingos salen de gira a Yucatán y Quintana Roo. 

Los Generales supieron dejar en ataques mínimos las dos primeras ofensivas de los colorados, quienes anotaron una vez en esos dos rollos, pero ellos respondieron con una ofensiva de tres anotaciones para tomar el control del juego. 

Todavía en el quinto rollo aprovecharon un triple de José Luna para con sencillo de Luis Alfonso García alejarse un paso más, 4-2. 

El problema para los Diablos fue que no solo estaban abajo por dos anotaciones, sino que dejaron pasar oportunidades, como una casa llena en la sexta tanda. 

Eso fue algo que los visitantes no dejaron escapar al siguiente capítulo. Los Generales se las ingeniaron para congestionar las bases con dos outs, y un imparable de Daniel Núñez mandó a dos compañeros al plato y un doblete de Jorge Vázquez hizo que el ambiente festivo cambiara súbitamente a momentos de alta preocupación. 

La desventaja ya era de 8-2 cuando los Diablos todavía iban a tener tres entradas más para buscar un regreso espectacular. 

Parecía que los pingos iban a conseguir algo cuando en la séptima baja tuvieron a corredores en segunda y tercera, pero Emmanuel Ávila elevó al central para acabar con la amenaza, dejando a cuatro hombres en posición de anotar en dos capítulos seguidos.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.