• Regístrate
Estás leyendo: Son 20 años de tristeza en Cruz Azul: Guadalupe Castañeda
Comparte esta noticia
Martes , 17.07.2018 / 03:12 Hoy

Son 20 años de tristeza en Cruz Azul: Guadalupe Castañeda

'Lupillo' estuvo presente en el último título que conquistó La Máquina, en el Invierno 97; asegura que al jugador, aunque no lo diga, sí le pesa jugar en el club celeste

Publicidad
Publicidad

Eduardo Espinosa

No debutó en Cruz Azul, pero el tiempo lo ha colocado como uno de los históricos de La Máquina. José Guadalupe Castañeda fue parte del equipo que hace 20 años se coronó por última ocasión en el futbol mexicano. Y desde entonces, luego de dejar las canchas, Lupillo es de las voces más recurrentes para hablar sobre el cruzazulismo.

Y ahora que se cumplirán dos décadas del último título celeste, Lupillo reconoce que ha sido un tiempo de tristeza y mucha decepción, en la que incluso el equipo ha venido a menos de tal forma que pasó de llegar a Finales a pelear por tan siquiera calificar, lo que ha provocado que se hayan convertido en la burla del futbol mexicano.

"Son 20 años... es mucho tiempo, tristemente para la afición de todo Cruz Azul; ha sido entre tristeza y decepciones tanto tiempo sin lograr el título y cada vez ha ido aumentando esa tristeza porque antes estábamos tristes por perder finales y luego por no calificar. Pero eso no es lo peor, lo peor para la afición es que se han burlado mucho de nosotros por todos lados, eso es lo peor", dijo vía telefónica a La Afición.

Para el ex futbolista está claro que la directiva que encabeza Guillermo Álvarez Cuevas ha hecho todo lo posible por darle la novena estrella a la institución, pero por una u otra razón siempre se fracasa.

"Ya son 20 años y la directiva lo ha intentado por todos los medios, trayendo a los mejores técnicos, trayendo a jugadores comprobados, tanto del medio mexicano como extranjeros, entonces es lo que no se entiende, por qué no resulta... esa es la pregunta que nos hemos hecho y que tanto me han hecho".

Eso sí, José Guadalupe Castañeda no se cree el discurso que semestre a semestre se maneja en el conjunto celeste. Para él, está más que claro, que jugar en Cruz Azul se ha vuelto muy pesado, que la presión que existe juega en contra de todo aquel que llega a la institución, solo así se entiende que la mayoría no haya podido rendir como lo hicieron en otros equipos.

"El jugador dice públicamente que no, que no le afecta todo esto, que no existe ese tipo de presión, está bien las palabras pueden decir una cosa, pero los hechos pueden decir más que las palabras, pueden decir esas verdades que no se dicen. Está muy claro que a los jugadores les ha pesado y a los técnicos les ha pesado, a todos los que llegan a Cruz Azul les pesa. Muchos no rindieron lo que se esperaba de ellos, muchos no son los mismos que fueron en otros equipos, pareciera que aquí en Cruz Azul se juega con un saco de cemento cargando a la hora de hacer las cosas".

EL RECUERDO DEL 97

La tarde del domingo 7 de diciembre de 1997 Cruz Azul dejó atrás una sequía de 17 años sin ganar un título de Liga. Ni remotamente ninguno de los jugadores que festejaba en la cancha, así como los millones de aficionados que tiene este club en toda la República Mexicana se imaginaba que esa marca sería pulverizada de manera inmediata.

A partir de esa fecha empezó el conteo de una nueva sequía. La más larga en la historia de esta institución. Aquella final ganada en el Nou Camp ante León solo fue un breve respiro, un pestañeo de felicidad para que viniera lo peor.

Y Lupillo recuerda bien la presión que tenían todos en aquella fecha, también la mentalidad que irradió al conjunto que dirigía Luis Fernando Tena. Esa tarde tenían que ganar sí o sí, no había de otra.

"La presión era grande por esos 17 años sin ser campeón; pero uno debe sacudirse esa presión, nosotros llegamos y no nos importaban esos años, queríamos demostrar que podíamos jugar en Cruz Azul. En ese torneo derrotamos a un gran equipo, había una tensión enorme, nos llevaron hasta mariachi en el hotel, pero eso no nos importaba, nosotros íbamos a ganar y lo logramos".

¿QUÉ HA PASADO?

Y a la distancia, ya con muchos años alejado de los terrenos de juego, Guadalupe Castañeda hace su análisis, buscando el porqué Cruz Azul está tan sumido en la depresión, en encontrar la causa que este "grande" del futbol mexicano esté por cumplir 20 años sin levantar un título de Liga.

Por eso se atreve a decir: "Cruz Azul no sabe matar al rival", ahí está al menos la conclusión de este histórico de La Máquina.

"El tema de Cruz Azul es que no sabe matar al rival. Nos pasó en el Invierno 99, tal vez un poco de exceso de confianza o de consentirlo deportivamente. En Cruz Azul muchas veces no se mata a los rivales, por eso se fueron tantas finales, por eso pasaron estos seis torneos sin llegar a la liguilla, por no aplastar la cabeza

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.