• Regístrate
Estás leyendo:
Comparte esta noticia
Martes , 19.06.2018 / 04:26 Hoy

Zoología, inspiración del arte mexicano

Más de 600 piezas, incluidas vasijas, juguetes y obras de Rufino Tamayo o Juan Soriano, serán exhibidas en el recinto a partir del próximo sábado.

Publicidad
Publicidad

Jesús Alejo Santiago

México posee la cuarta biodiversidad más importante en el mundo, lo que también implica múltiples retos, algunos de ellos reflejados en el arte, en especial porque llegan a darse representaciones plásticas de fauna ya extinta o en peligro de extinción, como se alcanza a ver en la exposición La zoología en el arte mexicano, concebida como un acercamiento a las diferentes formas en que los animales se han visto reflejados en obras artísticas, incluso desde tiempos prehispánicos.

“La idea de una exposición de esta naturaleza es presentarle al público la importancia de lo que significa la biodiversidad, por un lado, pero sobre todo la iconografía zoomorfa para la cultura, porque desde el inicio del hombre sobre la Tierra este ha plasmado las imágenes de los animales en todas partes: en su vestimenta, en las paredes de las cavernas donde habitaba, en sus objetos del uso cotidiano”, explica Walther Boelsterly, director del Museo de Arte Popular (MAP), que albergará la muestra a partir del sábado.

Desde las épocas de las cavernas hay ejemplos de iconografía zoomorfa, a través de la pintura rupestre, pero también hay piezas prehispánicas o de artes aplicadas, e incluso obras contemporáneas en las que se ve reflejada esa perspectiva iconográfica.

La muestra se integra con más de 600 creaciones de arte popular, desde su presencia en vasijas y juguetes hasta representaciones de animales en madera tallada o barro. Toda esa iconografía se refleja como parte de la cosmogonía de un pueblo, y hasta de su religión para quienes la desarrollaron, pero también de la cultura en general y, específicamente, del arte.

“La mitología griega, la cultura egipcia, obras clásicas de Leonardo, Miguel Ángel, Rafael y Picasso, o en las épocas actuales Luis Argudín, Lilia Carrillo, Francisco Toledo y Rufino Tamayo, pero que han permanecido constantemente trabajando con la iconografía zoomorfa a lo largo de su vida y en todos los campos donde han trabajado en términos de oficio y de técnicas, se ha visto representada la iconografía zoomorfa”.

Las piezas de arte prehispánico y popular, como las del oaxaqueño Jacobo Ángeles —algunas de cuyas obras forman parte de una colección alemana en la que se encuentra al lado obra de Picasso o Modigliani—, conviven con obras de Francisco Toledo, Rufino Tamayo, Brian Nissen, Hermenegildo Bustos, Juan Soriano o Carmen Parra, en una apuesta por demostrar la importancia que tiene la iconografía zoomorfa en la visión estética de todos los tiempos, sin importar si se trata de un artista “académico” o de un artesano, en palabras de Boelsterly.

“Probablemente se pueda plasmar en un jarro de Tlaquepaque o en un amate de San Pablito, pero de alguna forma esto es una creatividad que se ha tenido desde la época de las cavernas hasta nuestros días. No tendríamos por qué diferenciar la parte académica de la de un artesano, quienes hacen piezas verdaderamente espectaculares, con una enorme sencillez, humildad y creatividad, y que simplemente se distribuye de diferentes formas en el mundo”.

Para la conformación de la muestra, lo mismo se encuentra obra del acervo del MAP que del Templo Mayor, los museos de Arte Moderno, Nacional de Arte, Franz Mayer y Tamayo Arte Contemporáneo, que del Papalote Museo del Niño, la Galería Arvil y del Taller Jacobo y María Ángeles.

La zoología en el arte mexicano será inaugurada el sábado 18 de julio, a las 12:00 horas, en el Museo de Arte Popular, Revillagigedo 11, esquina Independencia, en el Centro.

• • •

Artistas y artesanos

La zoología en el arte mexicano cumple con otro de los objetivos del Museo de Arte Popular (MAP): marcar coincidencias —antes que diferencias— existentes entre los llamados artistas académicos y los populares o artesanos, para lo cual es fundamental reconocer que los dos son creadores.

Así, el diálogo que se establece entre los dos ámbitos se da de forma privilegiada en el área donde se encuentran las obras de Francisco Toledo y Rufino Tamayo, porque ahí mismo se expone la representación de un coyote tallado en madera, realizada por Jacobo Ángeles, lo que refleja la importancia de las vinculaciones que se han establecido, más allá de la técnica en la que esté representada esa iconografía zoomorfa.

Así, a través de la gran diversidad de la fauna, artesanos y artistas han encontrado una forma común de expresar aspectos tan distintos y hasta contradictorios del mundo como el bien y el mal, la belleza y la fealdad, la agresividad y la pasividad.

• • •

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.