• Regístrate
Estás leyendo: Villoro y Volpi hablan sobre qué hizo grande a Sergio Pitol
Comparte esta noticia
Sábado , 15.12.2018 / 13:11 Hoy

Villoro y Volpi hablan sobre qué hizo grande a Sergio Pitol

En un homenaje en Bellas Artes, los escritores elogiaron la obra del escritor fallecido el pasado 12 de abril, cuya literatura encontró "el sentido carnavalesco de la vida".
Publicidad
Publicidad

Sergio Pitol afirmó alguna vez: 

"Soy los libros que he leído, la pintura que he visto, la música escuchada y olvidada, las calles recorridas. Uno es su niñez, su familia, unos cuantos amigos, algunos triunfos, bastante fastidio".

El autor de libros como El arte de la fuga, El tañido de la flauta y La vida conyugal habría sonreído al ver que en el homenaje a su figura —realizado anoche en la Sala Manuel M. Ponce del Palacio de Bellas Artes— se congregaron familiares, amigos y admiradores, pero que no hubo lugar para el fastidio. Incluso los triunfos y el legado del autor fallecido el 12 abril fueron celebrados con dos documentales y un recital de arias de óperas de Mozart a cargo de Lourdes Ambriz y Encarnación Vázquez, acompañadas por el pianista Józef Olechowski.

Te recomendamos: Pitol: la iniciación

 En la mesa redonda Sergio Pitol, mago de la palabraJorge Volpi, escritor y director de Difusión Cultural de la UNAM, afirmó que "el homenajeado pertenece a la que deberíamos llamar la edad de oro de la literatura mexicana. Esa generación que probablemente empieza desde antes, con figuras emblemáticas como Rulfo Arreola, pero que, en alguna medida, encuentra un ámbito plenamente generacional en lo que llamamos generación de medio siglo".

El ganador reciente del Premio Alfaguara de Novela, agregó que además de coincidir con el medio siglo cronológico, la denominación tiene que ver "con el nombre de la revista que muchos de ellos hicieron en la Facultad de Derecho de la UNAM y en la que participaron por supuesto Carlos Fuentes, que fue uno de sus directores, Sergio Pitol, Carlos Monsiváis y muchos otros".

Volpi aseguró que El desfile del amor "no es sólo su obra maestra, sino una de las mejores novelas mexicanas del siglo XX y XXI". Indicó que es "el mejor Sergio Pitol de todos", ese que, "por fin, se explora a sí mismo, y explorándose a sí mismo explora la literatura y todo el mundo que lo rodea".

Villoro y Volpi charlan de Pitol en Bellas Artes. (Foto: Octavio Hoyos | MILENIO)

El escritor Juan Villoro aseguró que Pitol "fue un hombre extremadamente modesto que nunca pensó en hacer carrera o en buscar la gloria de manera deliberada, todo le fue llegando por accidente. Le gustaba escribir y lo hizo con vocación, pero de una manera intermitente muchas veces. Se consideraba un escritor un tanto secreto de la literatura mexicana".

Si se convirtió en una de las voces significativas de nuestra literatura, agregó el autor de El disparo de Argón, "fue por haber mantenido un temple genuino, ajeno a las modas, a las presiones, a la necesidad de tener un éxito inmediato". Por ello, agregó, su literatura se volvió "mucho más abierta hacia algo que siempre tuvo Sergio, que fue el sentido carnavalesco de la vida: la ironía, la capacidad que todos tenemos de ser profundamente ridículos".

Por momentos al borde de las lágrimas, Laura Deméneghi leyó una carta de su padre, Luis Deméneghi, primo del escritor, quien no asistió al homenaje por motivos de salud. En la misiva refirió el espíritu viajero del escritor y su paso por diversos países, Moscú, China, Francia, España, Gran Bretaña, Checoslovaquia y muchos otros, su desempeño en el Servicio Exterior Mexicano, su trayectoria de escritor, su última etapa en Xalapa y los afectos familiares que no perdió ni en la lejanía.


Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.