• Regístrate
Estás leyendo: Viejas historias, en nuevos formatos
Comparte esta noticia
Martes , 17.07.2018 / 03:33 Hoy

Viejas historias, en nuevos formatos

Función Dominical


Publicidad
Publicidad

Fernando Zamora

El estreno comercial más cacareado en esta semana es Ben Hur, del ruso Timur Bekmambetov, quien hizo Guardianes de la noche. Bekmambetov no negó nunca su admiración por el cine de Hollywood. Por desgracia, esta admiración parece haberlo cegado. Ahora se pone a interpretar Ben Hur con muy mal tino. Es una interpretación absurda porque cambia partes de la historia original, lo que hace que el todo se desplome. Ver a Mesala arrepentido y pidiendo perdón es uno de esos dislates que, en el cine, resultan difíciles de olvidar. Ben Hur es el peor estreno de la semana.

Recomiendo en cambio Jason Bourne, la última película en la serie sobre el afamado espía que un día se despierta sin saber quién es. Dirigida por Paul Greengrass, autor de United 93 (película sobre los ataques a Nueva York el 11 de septiembre), Jason Bourne ofrece a Matt Damon la oportunidad de lucir sus artes de karateka, seductor y todo eso que hace que una película de espías valga la pena con una bolsa grande de palomitas.

Doce horas para sobrevivir es parte de la franquicia de La purga. Filmes de ciencia ficción en los que se plantea que en un futuro no muy lejano, en Estados Unidos se permitirá que un día al año todos salgan a las calles a dar rienda suelta a su instinto criminal. Como si no sucediera ya. Las películas de La purga son una interpretación de los desastres que causa la necedad de quienes quieren tener armas a toda costa en ese país. Es cine de horror y de suspenso. No es una gran película, pero sirve para entretenerse sobre todo si uno es fanático de los personajes con máscaras de cerdo, armados con una sierra eléctrica.

En Un secreto entre nosotros, Richard Gere vuelve a ser Richard Gere. El famoso actor, quien se vio envuelto en un descocado incidente sexual (más leyenda que realidad), siempre sale de galán millonario y romántico. Como en Mujer bonita. Desde entonces se quedó enganchado a este papel. Un secreto entre nosotros es una comedia romántica que ni enternece ni hace reír.

El club de las madres rebeldes es un filme tan vulgar como el espectacular en que vemos a sus protagonistas haciendo al público la señal del “dedo”. La historia va de tres mujeres que deciden hacer carrera de malas madres, y no es que alguna vez hayan sido buenas. El tráiler de la película lo cuenta todo, aunque debo decir que a veces se antoja esta clase de humor grosero y medio tonto.

Juego de héroes es obra del mexicano Pedro Álvarez Tostado, quien escribe y dirige la historia de dos amigos que, cada cual a su manera, se vuelve un héroe en un ambiente futbolero como telón de fondo. La película no está mal. Es una historia de valores como han dicho sus creadores. Apta para los amantes del melodrama, Juego de héroes tiene un mensaje bonito que, sin embargo, a veces se antoja cursilón.

La recomendación de esta semana es Me estás matando Susana, del director mexicano Roberto Sneider. Se trata de una película ágil, entretenida y muy bien actuada. Gael García Bernal es un macho mexicano del siglo XXI que un día descubre que su mujer ya no está. Las peripecias propias de la trama lo llevan hasta Estados Unidos, donde descubrirá que Susana tiene un par de secretos que contar.


Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.