• Regístrate
Estás leyendo: Talento Jalisciense cosechó aplausos en el Degollado
Comparte esta noticia
Sábado , 22.09.2018 / 22:34 Hoy

Talento Jalisciense cosechó aplausos en el Degollado

Atrilistas de la OSIJUG compartieron escenario con integrantes de la OFJ bajo la batuta huésped de Alejandro Hernández Valdez

Publicidad
Publicidad

A manera de propuesta novedosa y plausible la Orquesta Filarmónica de Jalisco (OFJ) compartió escenario con atrilistas de la Orquesta Sinfónica Juvenil de Guadalajara (OSIJUG), dicha combinación tuvo la manda de dar vida a dos sinfonías del compositor austriaco Franz Schubert. Todos ellos bajo la batuta huésped de Alejandro Hernández Valdez.

La velada del jueves pasado en la que el Teatro Degollado contó con una nutrida asistencia comenzó con la Sinfonía No. 8 en Si menor, D. 759 “inconclusa”, en la que el conjunto recreó de manera certera la entrada discreta y de ligero suspenso, que luego se erigió como un discurso sonoro con mayor intensidad en la que el uso grave de los metales se vuelve el protagonista. La interpretación que hizo el conjunto del segundo movimiento, que es un poco más rápido que el primero, también fue aceptable.

Después de la sinfonía subió al escenario José Kamuel Zepeda, quien fungió como solista de la Fantasía mexicana para piano y orquesta del por momentos olvidado compositor Antonio Gomezanda, natural de Lagos de Moreno. La obra dibuja fragmentos de carácter marcial, con abundante uso de percusiones. Al tratarse de música del periodo nacionalista, dentro de lo que fue una óptima interpretación el público tuvo oportunidad de apreciar la exposición de dos temas tradicionales: “La pajarera” y “Los payasos”.

Luego, el turno fue para el pianista sinaloense Daniel Ochoa Gaxiola, ganador del reciente concurso nacional de piano organizado por el Departamento de Música de la Universidad de Guadalajara quien hizo una elocuente recreación de la Balada mexicana de Manuel María Ponce, la obra nacionalista que hace referencias a las canciones populares: “El durazno” y “Acuérdate de mí”.

Para finalizar el concierto se dio la reincorporación de integrantes de la OSIJUG, en la recreación de la Sinfonía No.6 en Do mayor, D. 589 “la pequeña”. Con una introducción lenta y pasajes casi festivos, permitiendo el disfrute de un magnífico tratamiento de los alientos madera. Más adelante, el colectivo abordó el Scherzo con una lentitud un poco más marcada en relación a recreaciones que han hecho otras orquestas, una interpretación que finalizó con la recreación del Allegro moderato, en el que destacó la coordinación que tuvo la sección de cuerdas en pasajes rápidos y para los cuales se requiere una particular agilidad y coordinación conjunta. Durante todo el concierto el público estuvo atento y aplaudió cada una de las piezas que se ejecutaron.

El concierto se repite el domingo a las 12:30 horas en el Teatro Degollado. La entrada va de 110 a 200 pesos.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.