La sociedad y el día a día vistos en modo abstracto

El artista mexicano combina su tiempo entre Los Ángeles y México, y su creatividad la expresa principalmente a través de la fotografía, el video y el arte digital; define su técnica como abstracta ...
El artista visual publicará en febrero su libro Symbols.
El artista visual publicará en febrero su libro Symbols. (Especial)

Desde que era niño, Izaac Enciso (México 1980) desarrolló el gusto por el dibujo, en gran medida por las influencias de su abuelo, quien se dedica a pintar, y de su tío, que es director de cine. La búsqueda de una profesión lo llevó a estudiar publicidad, pero de su formación académica también forman parte el arte, la fotografía y los estudios de producción cinematográfica. Con todo ese bagaje a cuestas fue como comenzó a desarrollar proyectos que, a decir de propio Izaac, "cabían" en el arte visual.

El artista mexicano combina su tiempo creativo entre Los Ángeles y México, y su creatividad la expresa principalmente a través de la fotografía, el video y el arte digital; define su técnica como abstracta y conceptual.

Enciso se ha desempeñado como director de arte y director creativo para agencias, despachos de diseño y estudios de arte; también ha sido director y fotógrafo en proyectos relacionados con la música, los viajes, el arte, el diseño, la moda y la cultura. Ha desarrollado diversos proyectos con otros artistas, entre los que destaca su participación en la exposición colectiva All Visual LA Slideshow, en Los Ángeles. De manera individual, el próximo año lanzará Symbols, un libro de fotografía.

En entrevista con MILENIO, el artista visual detalla más sobre su prominente carrera y sus proyectos.

¿Cómo describe su propia obra?, ¿qué es lo que la caracteriza?

El estilo de mi trabajo es abstracto y lo caracterizan temas como la sociedad, además de asuntos que nos afectan a todos, lo que nos sucede a las personas en el día a día. En lo abstracto me interesa demostrar algo con un buen estilo de manera inteligente.

¿Por qué se enfoca en lo abstracto?

Me importa mucho transmitir una emoción o energía, un sentimiento, como de alguna manera sucede con la música, que incluso puede cambiar tu estado de ánimo. En ese sentido, en lugar de expresarme con palabras trato de decirlo por medio de imágenes abstractas, porque son más un sentimiento; entonces no tienes una idea de algo sino más bien reaccionas a lo que se te presenta.

Es un artista muy activo en redes sociales. ¿Cómo ayuda a su carrera presentar parte de su trabajo en Instagram?

Ayer me reuní con un amigo que conocí en Instagram. La red social me ha ayudado a conocer a gente que piensa de manera parecida a la mía. Vivir en Los Ángeles es estar un poco aislado de tus amigos y de la gente, porque todo queda retirado, es como la Ciudad de México.

Las redes sociales e internet me dieron las facilidades para encontrar gente que no estaba a mi alrededor,
pero que se encontraba en algún punto de la ciudad, y en ese sentido he tenido comunicación con personas que se interesan por los mismas temas o que están desarrollando proyectos similares.

Por otro lado, poco a poco te das cuenta de que si en lugar de tener las cosas guardadas en un disco o en un cajón las pones afuera, tienen un efecto inesperado: la gente que se identifica las comparte y de esa forma tienes un mayor alcance.

Está desarrollando un proyecto titulado 'Axidens'. ¿Sobre qué trata?

Durante el año he tenido diversas actividades personales, como este proyecto, que comenzó con obras anteriores que estaban concluidas pero que no me habían gustado tanto, aunque tenían algún elemento que me convencía. Entonces me enfoqué en esos elementos que me gustaban, los tomé y empecé a dibujar en la computadora; así los he desarrollado, les he hecho modificaciones y estoy obteniendo nuevas obras.

Después, cuando estén finalizadas, se realizarán en físico, así que el proceso terminará cuando tengamos las obras hechas y vea los materiales y los tamaños en que los proyectaré. La gran mayoría serán pinturas (lienzos y acrílicos) y otras serán elaboradas con materiales como el metal.

¿Qué determina la elección de los materiales que usa en cada una de sus obras?

Dependiendo de los proyectos son los materiales que se utilizan. Cuando estaba en un proyecto fotográfico realmente eran cosas que encontraba en la calle; en febrero del próximo año sacaré un libro que se llamará Symbols, que es de fotografía abstracta y conceptual, con imágenes de improvisaciones que hice en la calle, una especie de esculturas que entablaban un diálogo con su alrededor. Me gusta el hecho de documentar las cosas, por lo cual no llevo una línea sobre algún material en concreto.

Está en la construcción de un diario visual, ¿qué le ha sorprendido al momento de obtener sus piezas fotográficas?

Empecé a hacer un diario visual porque quería desarrollar un estilo propio un poco más estilizado. Lo que me sorprendió fue mi constancia en un estilo y el lenguaje visual que se está desarrollando; la práctica y la constancia es algo elemental: por más difícil que esté tu vida debes de tratar de hacer algo, no importa que duermas tarde, porque eso te ayudará a mantener un cierto nivel, a permanecer centrado en tu vida y en los proyectos que te apasionan y quieres hacer.

¿Y en el ámbito artístico, quién le inspira?

Hay bastantes artistas que me inspiran, como el trabajo del fotógrafo Wolfgang Tillmans o la artista visual Tauba Auerbach, de quien me gustan las cosas que hace y cómo las revisa. También me atrae el trabajo de Yayoi Kusama y sus espacios infinitos. Son artistas contemporáneos que veo que están trabajando, que tienen una carrera y lo que hacen me inspira.

¿Cuál es su visión de México en el arte? ¿Existen suficientes espacios para su desarrollo?

Creo que hay espacios, pero considero que está como Nueva York: muy institucionalizado y centralizado. Ciertos poderes y ciertas poblaciones tienen todo el acceso adquisitivo o los acervos importantes, y me parece que hay una especie de tendencia que marca que debes de estar de ese lado, y si no lo estás no eres tan tomado en cuenta. Lo interesante son las propuestas que están surgiendo, la apertura de espacios que, por muy pequeños que sean, juntan talento y se integran colectivos: ¡ahí está lo interesante!

Vivimos en una era en la que cualquier persona tiene una cámara y puede tomar una fotografía. ¿Cree que de alguna manera se vea afectado o menos valorado el trabajo de los fotógrafos?

No. Hoy todos creen o se sienten fotógrafos por tener una cámara, pero la gente realmente nota la diferencia en cuanto hay alguien que se dedicada a la fotografía o que tiene algo interesante que decir, que tiene estilo y que es constante. Tomar una foto en Instagram y subir otra buena dentro de un mes no dice algo de una persona como lo dice de alguien que es constante y que, imagen tras imagen, trata de decirte algo. Una persona que está dedicada y que entiende de lo que se trata reconoce a otra similar.

¿Qué encontraremos en 'Symbols'?

Lo lanza la editorial neozelandesa Le Roy Magazine; es un libro de fotografía abstracta conceptual diseñado por sus editores. Es una propuesta de fotografía urbana que plasma improvisaciones cotidianas realizadas en la calle, cosas más estilizadas enfocadas un poco en el área de diseño. Es un libro colorido e interesante. El libro será presentado en el contexto de la Feria de Libros de Arte en el 2016, en Los Ángeles, California. Tiene aproximadamente entre 60 y 80 fotografías, y probablemente contará con algunos textos aislados.

¿Ha escuchado críticas o comentarios de su trabajo?

Por alguna razón estuve trabajando de manera similar a como lo hacía en los años noventa el artista mexicano Gabriel Orozco. Tenemos fotos similares y me dio mucho gusto esa coincidencia.