En 2017, lanzarán satélite impreso en 3D y habrá un Metro solar

Rusia hará historia al lanzar el aparato desde la EEI; Chile tendrá el primer ferrocarril urbano que se reabastecerá hasta 42% con energía fotovoltaica.
El 'Tomsk-TPU-120', llegó a la Estación Espacial Internacional en la primavera de este año.
El 'Tomsk-TPU-120', llegó a la Estación Espacial Internacional en la primavera de este año. (Especial)

Moscú y Santiago

Rusia y Chile anunciaron dos proyectos insólitos los cuales incursionarán en 2017, se trata del primer satélite Tomsk-TPU-120, fabricado con una impresora 3D, el cual será lanzado desde la Estación Espacial Internacional (EEI), mientras que en América se estrenará el primer Metro del mundo que funcionará con luz solar, éste reabastecerá hasta 42 por ciento de la energía que requiere dicho medio de transporte.

Por primera vez, Rusia pondrá en órbita desde la EEI un satélite, el cual destaca porque fue fabricado con una impresora 3D, algo inédito, informó a Sputnik Alexéi Yákovlev, director del Departamento de Física de las Altas Tecnologías de la Universidad Politécnica de Tomsk, en Siberia.

La puesta en órbita del Tomsk-TPU-120,, que llegó a la EEI en la primavera de 2016, será efectuada por los cosmonautas rusos desde el exterior de la estación durante su próximo paseo espacial del año previsto para julio de 2017.

El satélitees el primer aparato espacial fabricado con una impresora 3D gracias al uso de la llamada tecnología de simulación dinámica de niveles múltiples.

“La combinación de estas tecnologías permite reducir significativamente el tiempo de desarrollo y el número de ensayos a escala real, encontrar nuevas soluciones de diseño y reducir el costo del proyecto”, destacó el experto, al hablar sobre las ventajas de disponer de un satélite fabricado con una impresora 3D.

Esta forma de producción permite reducir de manera considerable el peso de la estructura sin alterar características básicas como la estabilidad y la resistencia a las vibraciones.

Según el especialista, este experimento constituye solo la primera etapa de un ambicioso proyecto a largo plazo para el desarrollo y la creación de pequeños satélites con diversos fines.

El especialista explicó que, en particular, se trata de la creación de grupos de satélites para dar solución a varios problemas a los que se enfrenta el sector agrícola, como el seguimiento de incendios forestales y la información meteorológica, además de la búsqueda de recursos naturales. Una vez lanzado, la vida útil de este aparato será de entre cuatro y seis meses.

Durante este tiempo, su trayectoria se reducirá de manera gradual y, finalmente, la unidad entrará en la atmósfera y se quemará sin dejar rastro.

Transporte ecológico

El Metro de Santiago de Chile, el ferrocarril urbano que permite el desplazamiento de los capitalinos, utilizará el próximo año energía solar para su funcionamiento, informaron fuentes oficiales.

La empresa SunPower se encuentra trabajando en un terreno fiscal ubicado en la localidad de La Higuera, donde construye el proyecto de un parque fotovoltaico exclusivo para la firma pública de transporte.

El proyecto bautizado como  El Pelícano contempla una inversión privada de 250 millones de dólares y se emplazará en 186 hectáreas de propiedad del Estado, donde ya comenzó la construcción de la iniciativa energética.

Un total de 254 mil paneles solares generarán 100 megavatios de energía para la firma de transporte capitalina.

Gracias a esta iniciativa, 42 por ciento de la energía que requiere el Metro de Santiago de Chile provendrá del Sol a partir de noviembre de 2017, tasa que se elevará a 60 por ciento en 2018.

Ese año, el Metro se convertirá en el primero del mundo en abastecerse, en 60 por ciento de su demanda, con energía solar y eólica.

La ministra de Bienes Nacionales, Nivia Palma, dijo a periodistas que el proyecto “inyectará energía limpia a un servicio de transportes como el Metro, donde diariamente se trasladan cerca de 2.5 millones de personas.

“Somos la última generación que tiene la posibilidad de cambiar el destino del planeta y, si no adoptamos medidas como esta, estaremos ante situaciones muy complicadas”, concluyó la funcionaria.

Chile se encuentra avanzando a pasos acelerados hacia la masificación de las energías renovables no convencionales, para lo cual cuenta con extensos terrenos donde poder sacar provecho a la energía proveniente del Sol y los vientos.