• Regístrate
Estás leyendo: ¿Sabías que algunos animales también pueden ser zurdos?
Comparte esta noticia
Jueves , 16.08.2018 / 05:53 Hoy

¿Sabías que algunos animales también pueden ser zurdos?

Chimpancés, caballos, canguros y abejas manifiestan preferencia lateral, según un artículo de ‘Scientific American’.


Publicidad
Publicidad

Un sorpresivo número de animales muestran una preferencia lateral, según el artículo Zurdos del Scientific American, escrito por Steve Misrky, que relaciona varios estudios aplicados en los últimos años a chimpancés, caballos, canguros y abejas.

Empujar una puerta giratoria o tocar el acordeón suele ser más fácil para los derechos que para los zurdos. La infraestructura urbana está diseñada para los derechos, lo que da como resultado (o quizá causa) que sólo 10 por ciento de los humanos sean zurdos.

TE RECOMENDAMOS: Los antepasados de las ballenas tenían dientes efilados: estudio

La estructura del cerebro es la responsable, en mayor medida, de que seamos derechos o zurdos. El estudio Philosophical Transactions of the Royal Society B (Transacciones Filosóficas de la Real Sociedad B) de 2009, apunta:

“La lateralización del cerebro y del comportamiento se refiere al hecho de que los hemisferios del cerebro controlan el comportamiento de manera diferente… Esta lateralización del comportamiento, con frecuencia se expresa en sesgos lateralizados de la función motora, de la percepción y el procesamiento de información”.

Los chimpancés muestran una ligera tendencia o sesgo hacia el lado derecho, aunque en una proporción mucho menor que el 9 a 1 de los humanos. Los caballos pueden tener un lado preferido, lo cual se complica por la dotación extra de patas traseras.

Un artículo de 2016 en la revista The Northwest Horse Source explica que la mayoría de las caballos son “derechos en las patas delanteras e izquierdos en las patas traseras. En general están un poco más cómodos doblando hacia la izquierda”. (A un purasangre que no le gusta doblar hacia la izquierda en Estados Unidos le dicen “perdedor”, porque las carreras en el hipódromo se corren en sentido contrario a las manecillas del reloj).

[Los chimpancés pueden ser zurdos aunque en menor proporción que la de 9 a 1 de los humanos | Especial]

Un estudio de 2005 en la revista Curren Biology, observó a varias especies de marsupiales y comprobó que aquellos que caminan sobre cuatro patas carecen de preferencia lateralizada. Pero los bípedos como los canguros sí tenían una preferencia y en su mayoría la izquierda.

A pesar de estos ejemplos de preferencia lateral, en noviembre pasado resultó una sorpresa cuando un estudio encontró que algunas abejas exhiben también lateralidad preferente cuando tienen que evitar un obstáculo en su ruta. Por evitar se entiende “volar” y por lateralidad preferente se entiende lo que el autor del estudio en el journal Plos One, explica cuando título a su investigación “Obstáculos transversales en la ruta escogida por las abejas voladoras. Evidencia de lateralidad individual”.

TE RECOMENDAMOS: Hallan insecto prehistórico mitad araña, mitad escorpión

El estudio cita una investigación del 2001 publicada en el Journal of Insect Behavior que encontró que “los abejorros forrajeros muestran lateralidad y tienden a rotar en la misma dirección en sucesivas inflorescencias”. Así que ya sabíamos que los abejorros mostraban un sesgo lateral cuando aterrizaban en las flores. Y ahora sabemos que también lo muestran mientras vuelan.

[A los caballos les resulta más cómodo girar a la iziquierda, por eso en el hipódromo corren en sentido contrario a las manecillas del reloj | Especial]


Las abejas

Para este estudio, los investigadores hicieron a 102 abejas volar juntas a través de un túnel para llegar a una solución azucarada. Sólo que a mitad del túnel había una barrera con sólo dos agujeros.

Cuando los dos hoyos eran del mismo tamaño, más o menos la mitad de las abejas utilizaron cada agujero. Pero cuando un hoyo era más grande que el otro, más abejas utilizaron el agujero más grande. En tanto, otras de las abejas se detuvieron en el piso del túnel.

TE RECOMENDAMOS: Carlos Maldonado, talento mexicano en adiestramiento de caballos

Cuando el agujero más pequeño estaba en el lado derecho de la barrera, las abejas “lateralizadas del lado derecho” se detenían en el piso y esperaban a cruzar por ese agujero más pequeño antes que optar por el agujero más grande ubicado en “su lado opuesto”, mientras las abejas “lateralizadas del lado izquierdo” hacían también lo propio.

Los investigadores interpretaron estos resultados lateralmente y encontraron que 45 por ciento de las abejas tienen un lado preferido, dividido casi en la misma proporción. Esta proporción de la preferencia lateral puede ayudar a la colonia a volar con mayor eficiencia entre follaje denso.

[Los marsupiales bípedos, como los canguros, muestran preferencia lateral hacia la izquierda | Especial]



AG

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.