¿Llegarán los humanos a un cometa?

Hoy fue reactivada Rosetta, la sonda europea que aterrizará por primera vez en la historia en un cometa.

México

La sonda Rosetta, de la Agencia Espacial Europea (ESA), fue reactivada hoy después de 957 días de hibernación para proporcionarle una nueva misión: aterrizar por primera vez en la historia en un cometa.

La ESA confirmará esta tarde en su centro de control de operaciones en Darmstadt, Alemania, si los sistemas electrónicos de la sonda funcionan de nuevo y ésta sigue en el espacio. Si no reciben la señal para el martes, los científicos tratarán de reactivarla desde la sala de control.

La hibernación de casi tres años sirvió para limitar el consumo de energía de la sonda en su viaje hacia el cometa 67/P Churyumov-Gerasimenko, al que se dirige desde 2004, y que se encontrará en mayo próximo. Gracias a un impulso gravitatorio de la Tierra y Marte, fue posible su viaje, ya que no existe un cohete lanzador capaz de enviar la sonda directamente hasta el cometa.

Los cometas llevan, como si fueran una enorme nevera, material de los orígenes congelado. "Estos caracterizan la historia de nuestra Tierra", afirmó el jefe de la misión de la ESA, Paolo Ferri.

Rosetta analizará éste material para saber si ahí se encuentran las bases moleculares orgánicas que formaron la vida en la Tierra porque los cometas son cuerpos que no han evolucionado desde el comienzo del Universo, a diferencia de los planetas.

En una espectacular acción, el minilaboratorio llamado Philae transportado por Rosetta deberá aterrizar en el cometa para proporcionar datos sobre el inicio del Sistema Solar hace 4 mil 600 millones de años, y las claves de la aparición de la vida en la Tierra.

Si todo transcurre como está previsto, la próxima cita importante será el 28 de marzo, cuando se active Philae, considerada la parte más compleja de la misión.

Philae medirá el campo magnético del cometa y tomará pruebas, de hasta 30 centímetros de profundidad, de los materiales de la superficie del núcleo.

Rosetta, lanzada al espacio el 2 de marzo de 2004, lleva el nombre de la piedra que ayudó a los arqueólogos a descifrar jeroglíficos egipcios.

INTENTOS PASADOS

En 2005, la NASA disparó un proyectil contra un cometa para que los científicos pudieran estudiar el material despedido por la explosión.

También en 2001, la NASA logró aterrizar una sonda en un asteroide, pero los cometas son mucho más volátiles porque constantemente generan polvo y gases que pueden dañar una astronave.