“El periodismo es una rama de la literatura”

El escritor, Hugo Ruiz, presentó en la Feria del Libro una compilación de crónicas y relatos, denominada Hotel Zuazua, sitio en el que trabajó a la edad de 17 años.
Hotel Zuazua
Cuenta Hugo Ruiz que esa etapa de su vida lo dejó marcado. (Carlos Rangel)

Monterrey

El Hotel Zuazua era un establecimiento ubicado en la calle del referido nombre, que operaba hacia la década de los años 50 del siglo pasado.

Cuenta el periodista, Hugo del Río, en el libro Hotel Zuazua (Oficio Ediciones), que los jóvenes llegaban a la Catedral de Monterrey y después, a unos pasos de distancia, se dirigían al sitio de hospedaje a "culminar su comunión".

Una serie de cuentos y relatos dan forma a la publicación, presentada en el marco de la Feria Internacional del Libro de Monterrey.

Acompañado del editor Arnulfo Vigil, el periodista Hugo del Río refirió que en los relatos "no hay ficción" pues se basó principalmente en sus recuerdos para reconstruir la atmósfera de un hotel que habitaban prostitutas, y que estaba contiguo al Casino Monterrey, a unos pasos de la Catedral.

Este tipo de relatos o crónicas, añadió Vigil, están ausentes hoy de los medios de comunicación impresos. Refirió que en la actualidad es difícil encontrar crónicas de largo aliento que ofrezcan una reflexión sobre lo que sucede en la ciudad.

Por su parte, Hugo del Río expuso que el periodismo siempre ha estado ligado a la literatura.

"El periodismo es una rama de la literatura, eso ha sido siempre", apuntó Del Río, columnista en el sitio Monitor Político.

Los textos incluidos en Hotel Zuazua hacen referencia a un Monterrey que en hoy día se ha ido. La calle donde se ubicaba el sitio de hospedaje, añade el escritor, "apenas y cabía un automóvil, si una bicicleta quería pasar al mismo tiempo, terminaría estampado en la pared".

Del Río mencionó que trabajó en ese local cuando tenía 17 años –"una etapa muy turbulenta de mi vida"- donde le tocó conocer los hábitos de las prostitutas y sus amantes.

Sin embargo escribir este libro no busca rememorar el Monterrey pasado que "por fortuna ya se fue", expresó Del Río.