Solicitan a museo nicolaíta formalizar contrato de renta

La Auditoría Superior del Estado no encontró los documentos que establecen que una empresa puede usar las instalaciones para evento.

Monterrey

Si bien el Gobierno de San Nicolás estableció un convenio con la empresa Capitolio Eventos para realizar eventos sociales en el Museo de San Nicolás (Musan), la Auditoría Superior del Estado recomendó al Ayuntamiento formalizar el contrato de arrendamiento, pues éste no fue localizado.

Dentro de la publicación de cuentas públicas 2014 por la ASENL, a través de su portal electrónico, se recomendó al municipio nicolaíta formalizar el contrato con la empresa, con la finalidad de “definir derechos y obligaciones” en la renta del  espacio cultural.

El análisis reveló que la empresa pagó mensualmente 50 mil pesos al municipio por contar con el lobby del Musan dentro de su catálogo de recintos para eventos sociales. Sin embargo, no se encontró el contrato de obligaciones entre ambas partes.

Dentro del dictamen, público en la página www.asenl.gob.mx, se informó que en el 2014 se organizaron más 40 eventos sociales en el museo, destacando bodas, baby showers, despedidas de solteras, quinceaños y posadas navideñas.

“Es conveniente se formalice el contrato de arrendamiento con la empresa que tiene el uso de las instalaciones del Musan, que defina los derechos y obligaciones a que están sujetos los involucrados, a fin de asegurar el pago oportuno de la renta y evitar posibles daños que afecten a la Hacienda Pública Municipal”, se indica en el documento. 

MILENIO Monterrey publicó en mayo del 2014 que el Musan había sido utilizado como salón de eventos sociales, formando parte de las opciones de renta de la empresa Capitolio Eventos.

En dicha publicación, el entonces secretario del Ayuntamiento, Camilo Ramírez Puente, expuso que las entradas producto de las rentas servirían para continuar con la operación del recinto, pues se carecían de recursos por parte del municipio.

El museo se reinauguró en 2012, con una inversión cercana a los 78 millones de pesos, otorgados por Conaculta, principalmente.