Museo sobre la cultura musulmana en Toronto

El museo Aga Kha fue diseñado por el arquitecto japonés Fumihiko Maki.
El recinto reúne más de mil piezas.
El recinto reúne más de mil piezas. (Julio César Rivas/EFE)

Toronto

El primer museo del continente americano dedicado exclusivamente al arte y las culturas musulmanas, abrió sus puertas ayer en Toronto, Canadá., abrió sus puertas ayer en Toronto, Canadá.

El museo fue diseñado por el arquitecto japonés Fumihiko Maki, y que es un concepto dominado por líneas angulares y posicionado en 45 grados respecto al norte solar para asegurar que todas las superficies exteriores reciban luz natural durante el curso del día.

En su interior, el espacio está dividido para su uso tanto en exhibiciones de colecciones de objetos como programas educativos o actuaciones culturales.

Aga Khan Development Network y Aga Khan Trust for Culture han invertido unos 300 millones de dólares en la construcción del museo y el Centro Ismaelita, en una parcela de unas 7 hectáreas.

El director del museo, Henry Kim, señaló que la colección permanente del museo está compuesta por unos mil objetos, desde pinturas hasta manuscritos, pasando por miniaturas, cerámicas, textiles e instrumentos músicales.

Una de las piezas de la colección permanente es una de las preferidas por el príncipe Shah Karim Al Hussaini, el Aga Khan (título del líder de los ismaelitas nizaríes): un astrolabio hecho en el siglo XIV en Andalucía.

Luis Monreal, del consejo de dirección del museo, dijo que el astrolabio es un "símbolo": "Es quizás la pieza más simbólica del museo porque probablemente fue realizado sobre los planos de un científico musulmán, a lo mejor por un artesano andaluz del siglo XIV, tal vez para un cliente toledano que hizo una inscripción en latín pero que luego pasó a un judío que le puso una inscripción en hebreo", mencionó.

"Por eso es el símbolo del museo, que pretende poner de relieve que el mundo siempre ha sido global en el que ha habido siempre un intercambio constante de ideas, de formas, de productos", dijo.

El recinto presenta dos exposiciones temporales: En busca del artista, miniaturas creadas en Irán y la India en los siglos XVI y XVII, y El jardín de las ideas, de artistas paquistaníes contemporáneos.

"Este museo nace de una idea estratégica: crear una institución museística con una función educativa en Norteamérica, por el hecho de que el islam, las sociedades musulmanas y su historia son muy mal conocidas en el mundo occidental y en especial en Norteamérica", añadió.

"Este museo, para los musulmanes que viven aquí, va a ser un elemento identificador. Para algunos de los no musulmanes, este museo va a ser una revelación porque estas obras de arte hablan por sí mismas", dijo Monreal.