Reinaldo Pérez Rayón recibe Medalla Bellas Artes

El arquitecto y catedrático mexicano, creador de la Unidad Zazatenco del IPN, fue reconocido por sus aportaciones a los largo de siete décadas.
La titular del INBA, María Cristina Cepeda, entregó la medalla a Reinaldo Pérez Rayón.
La titular del INBA, María Cristina Cepeda, entregó la medalla a Reinaldo Pérez Rayón. (Notimex)

Ciudad de México

El Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA) entregó esta noche la Medalla Bellas Artes al arquitecto mexicano Reinaldo Pérez Rayón, por sus aportaciones a lo largo de siete décadas.

En un acto celebrado en la Sala Manuel M. Ponce del Palacio de Bellas Artes, la titular del INBA, María Cristina Cepeda, se refirió al creador como uno de los arquitectos mexicanos más representativos de la corriente funcionalista y uno de los más queridos en el medio, sobre todo en el Instituto Politécnico Nacional (IPN), por ser el creador de la Unidad Zacatenco.

Tras señalar que la obra López Rayón ha enriquecido la arquitectura mexicana, la funcionaria celebro el talento, la constancia, entrega y pasión del homenajeado “por construir obras que trascienden y dejan huella.

“Celebramos la generosidad con que ha buscado trabajar para quienes menos oportunidades tienen de acceder a una vivienda digna y de calidad. Esta noche tengo el honor de entregarle la Medalla Bellas Artes con la cual el INBA distingue a los creadores que han enriquecido la cultura de nuestro país cuya obra y trayectoria son ejemplo de inspiración para las nuevas generaciones.

“Con esta medalla agradecemos su mirada sensible, su carácter reflexivo y atento a nuestra realidad, y, sobre todo, sus aportaciones a la vida social y académica de este país. La medalla lo celebra por ser un hombre de ideas que ha desbordado su creatividad y su amor, para legarnos una obra honesta con sentido común que confirma la belleza de la arquitectura”, expresó la titular del INBA.

Dijo que López Rayón se hizo arquitecto en un México donde la enseñanza de la arquitectura moderna se mezcló con el espíritu social de la posrevolución, y abundó que su confección del oficio y su pensamiento es todo un legado para las nuevas generaciones de arquitectos e ingenieros.

Por su parte, el homenajeado expresó su beneplácito y se dijo sorprendido por la presea a sus 95 años de edad.

“Es un gran honor y satisfacción, sobre todo a mi edad, pues ya lo que me queda es que me apapachen; la verdad no me la esperaba, es una sorpresa”, insistió.

Refirió la arquitectura se hace con la idea de que continúe siendo funcional la mayor parte del tiempo. “No obedece a modas, las modas en arquitectura son efímeras y pasajeras, la última, el minimalismo que le siguió al posmodernismo”, agregó.

Consideró que la actual arquitectura que causa expectación, “ya no es por su magnificencia sino por su espectacularidad”.

Antes, Alejandro Gaytán Cervantes, presidente de la Sociedad Mexicana de Arquitectos Especializados en Salud, elogió la obra de su amigo y colega.

“Él ha dejado una grata impresión en toda la gente que le conoce. Como a pocos, se le reconoce un sentido de la profesión muy personal, siempre buscando recursos racionales y funcionales, muy integrado a la arquitectura moderna. Esa ha sido su característica: luchar por hacer una arquitectura muy igualitaria”, dijo.

Gaytán Cervantes señaló que Pérez Rayón “ha influido en muchas generaciones, porque ha tratado de relacionar la arquitectura pura con los elementos de la moderna, y porque siempre ha insistido en que en México hagamos cosas con nuestra propia, aunque incipiente, industria”.

Alumno distinguido del arquitecto y pintor Juan O’Gorman, Pérez Rayón sobresalió entre sus contemporáneos por su pasión y compromiso. Antes de graduarse, en 1945, había hecho su primera casa en la colonia Nueva Santa María de la Ciudad de México, y al poco tiempo realizó más de 30 proyectos.