Hay que convencer a los niños de que leer es un placer: Vargas Llosa

El Nobel de Literatura recibió un doctorado honoris causa en la Universidad de La Salle en Filipinas, donde habló de su experiencia como lector.
El Nobel de Literatura e Isabel Preysler caminando por la Universidad de La Salle
El Nobel de Literatura e Isabel Preysler caminando por la Universidad de La Salle (EFE)

MAnila

Tras recibir un doctorado honoris causa de la Universidad de La Salle, Mario Vargas Llosa afirmó que leer es una forma de "ser mejores ciudadanos y estar mejor preparados para enfrentarse a los desafíos de la vida".

TE RECOMENDAMOS: Vargas Llosa: El nobel a Dylan es la frivolización de la cultura

"Hay que leer y hay que convencer a nuestros niños que leer es un placer extraordinario", afirmó el escritor, que explicó que además es una manera de preparar a los menores para las dificultades a las que todas las personas se enfrentan en la vida

"Aprender a leer fue el evento más importante de mi vida. Lo recuerdo como un hecho esencial de mi niñez"



Vargas Llosa recordó el momento en el que aprendió a leer con cinco años en el Colegio de La Salle de Cochabamba (Perú), la misma institución educativa que le entregó el doctorado honoris causa.

"Aprender a leer fue el evento más importante de mi vida. Lo recuerdo como un hecho esencial de mi niñez", dijo durante la ceremonia, a la que asistieron cientos de personas que coparon la sala actos de la Universidad.

Durante el acto, Vargas Llosa estuvo acompañado por su pareja, Isabel Preysler; el embajador de España en Manila, Luis Calvo, y el director del Instituto Cervantes en Filipinas, Carlos Madrid, así como varios representantes del cuerpo diplomático en el archipiélago asiático.

"Mario Vargas Llosa es la personificación de la literatura en lengua española", afirmó en la ceremonia el director del Instituto Cervantes, institución que invitó al Premio Nobel de 2010 a viajar a Filipinas.

"El premiado ha sido muy activo en el mundo de la literatura y en el uso maestro de las palabras como un medio de comunicación, inspiración y cambio", añadió Madrid.

El autor ha aprovechado además la estancia para conocer a algunos miembros de la familia de Isabel Preysler, de origen filipino, que, según él, lo han "tratado con mucho cariño".


ASS