• Regístrate
Estás leyendo: Los misterios del 'Salón Azul'
Comparte esta noticia

Los misterios del 'Salón Azul'

Leyendas de La Laguna

Obdulia tiene 13 años limpiando el Palacio Municipal de Lerdo, en ese tiempo ha visto una mujer de negro caminar por los pasillos, así como dos niños jugando a la pelota.
Publicidad
Publicidad

A principios del 2005 inició su trabajo como intendente, haciendo la limpieza principalmente del despacho presidencial, así como del enigmático Salón Azul del Palacio Municipal de Lerdo

Es en este lugar donde Obdulia Mendoza Gutiérrez, ha visto aparecer a una mujer de negro que sale del despacho hasta desaparecer en una entrada de la presidencia, así como una niña y un niño de entre 8 y 6 años, que se entretienen con una pelota. 

Obdulia en ese entonces debía asear bien ambos espacios, inclusive al finalizar las actividades de la agenda municipal programadas durante la noche, como las del Día de la Independencia.

Fue en la administración de Rosario Castro, precisamente en una de estas festividades, que vio por primera vez el fantasma de una mujer con un vestido negro, de pelo largo por debajo de la cintura, de alta estatura, pero que no se le podía observar la cara.

“Del despacho salió una muchacha más alta que yo, abre la puerta, baja por las escaleras, camina todo el pasillo, atraviesa el patio y se pierde en la puerta de caja que anteriormente era una ventana donde era la oficialía mayor, ahí se pierde, también se ha visto subiendo otra vez la escalera”, enfatizó.

Aún recuerda la primera vez que la vio, entrando por una de las puertas que conducen del Salón Azul hasta el Despacho del presidente municipal. En ese momento trató de alcanzarla debido a que no podía pasar, sin embargo cuando fue a buscarla ya no encontró su rastro “se me perdió”. 

A la mujer de negro de la Presidencia Municipal, no solamente doña Obdulia la ha visto, pues asegura que también otras personas que han trabajado ahí la han observado. Como un asistente de Carlos Aguilera, quien por ir a alcanzarla y ver a donde se iba, se cayó de las escaleras y se quebró el brazo. 

Desde entonces hasta el momento, han sido entre cuatro a cinco veces que Obdulia la ha visto.

Otra de las anécdotas fue durante uno de los informes de Carlos Aguilera, cuando Carlos Garza quien se encargó de adornar el salón, le alcanzó a tomar una foto, en la cual asegura solamente se observa una silueta, “no lo dejaron trabajar en lo que es el foro, le quitaban los martillos y le movían todo”.

Otra de las apariciones paranormales que ha observado en el Salón Azul, es de una niña de aproximadamente 8 años y un niño de 6 años, jugando con una pelota. 

Aunque anteriormente sus apariciones eran constantes, señaló que ya tiene mucho tiempo que no los ha vuelto a ver, ni a escuchar.

En una época cuando se quedaban policías en el Salón Azul para vigilar, comentaron que a ellos les quitaban los zapatos, o les escondían las cosas e inclusive se las tiraban.

“Son muy traviesos esos niños” expresó, pese a esto le han recomendado poner dulces para que estén contentos.

Obdulia ahora solo acude a la presidencia desde las 6 de la mañana, hasta las 4 de la tarde, para limpiar el despacho y el Salón Azul.

Ha presenciado varias situaciones inexplicables, asegura que ya no tiene temor, pues asegura que no están para hacer daño.

"Hay que tenerle más miedo a los vivos que a los muertos".


Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.