Utopías

Escolios
Tomás Moro
Tomás Moro (Especial)

En el otoño de 1516, el escritor y político inglés Tomás Moro publicó un opúsculo, Utopía, en el que, mezclando géneros en boga como la sátira moralista, las preceptivas de buen gobierno y los libros de viaje, imaginaba un país ejemplar, Utopía, situado en un archipiélago lejano. En Utopía no había guerras, ni injusticia y sus habitantes vivían en luminosa austeridad y armonía. Moro contrastaba ese estado de cosas con la convulsa Europa de su tiempo y señalaba que el afán de acumulación y competencia constituían los generadores de todos los males. Por eso, proponía una sociedad en la que no existiera la propiedad privada y las personas vivieran de la manera más sencilla y uniforme posible. En Utopía no había clases sociales, todas las funciones productivas y de gobierno se alternaban, había libertad religiosa y se despreciaba la riqueza, al grado de que el oro era utilizado para la fabricación de orinales. Lo más singular es que el autor de este inusitado diseño, Moro, no era un agitador aislado sino un influyente político que comenzaba su carrera ascendente en la corte de Enrique VIII. Existe controversia sobre si Moro creía o no en la posibilidad práctica de esta sociedad y acaso su opúsculo era un divertimento que, con la exageración, buscaba fustigar afablemente a la sociedad de la época. Lo cierto es que su Utopía se convirtió en la inspiradora de una numerosa genealogía de obras literarias y políticas, así como de proyectos de reforma social.

La utopía como género ha adoptado las más diversas formas literarias y mecanismos prácticos por lo que no puede definirse unívocamente. Hay utopías muy rígidas como las del propio Moro, Campanella o Cabet, donde el menor impulso social está normado y cronometrado; hay otras, al contrario, como los falansterios de Fourier, las Noticias de ninguna parte de Morris o la Ecotopía de Callembach, que exaltan la libertad y el juego de los apetitos. Más que definirse por su forma o su sustancia, la utopía representa la facultad humana de negar la realidad y crear situaciones hipotéticas, lo que permite evadir lo meramente instintivo e integrar valores éticos y estéticos en la vida social. Una bella edición conmemorativa de Utopia (FCE/ CIDE/ La jaula abierta, 2016) inaugura la serie Topías, impulsada por Roger Bartra y Gerardo Villadelángel, en la que se recuperan obras emblemáticas de este género que atesora una de las aventuras más nobles y extravagantes de la imaginación humana.

@Sobreperdonar