Un Rulfo de oro

El acompañamiento natural de El gallo de oro es el largo poema que Rulfo hizo para la cinta La fórmula secreta (Rubén Gámez, 1965), leído, a petición del autor, por Sabines…
"El gallo de oro y otros relatos". Juan Rulfo. Editorial RM/Fundación Juan Rulfo, México.
"El gallo de oro y otros relatos". Juan Rulfo. Editorial RM/Fundación Juan Rulfo, México. (Especial)

México

La Fundación Juan Rulfo ha tomado la costumbre de reunir en una caja de tres tomos la obra literaria del autor jalisciense. La que celebra el centenario de su nacimiento tiene algunas novedades. Los dos primeros títulos, con El Llano en llamas (1953) y Pedro Páramo (1955), permanecen sin modificaciones. Con el tercero, en principio dedicado a piezas cinematográficas, aún no se llega a su acomodo definitivo.

De 1980, cuando Ayala Blanco presentó El gallo de oro y otros textos para cine, a este 2017, con El gallo de oro y otros relatos, hay un largo andar en el que ha variado la forma de entender sobre todo al que da nombre a ambas publicaciones. ¿Es sólo un argumento cinematográfico o la segunda novela de Rulfo? Éste parecía no tener muy claras las cosas cuando afirmó que la novela fue adaptada a la pantalla, para la cinta que filmó en 1964 Roberto Gavaldón (con las actuaciones protagónicas de López Tarso y Lucha Villa), y luego él no tuvo manera de recuperar el mecanuscrito… pero hay un texto, del que se dice en la edición de 2017: “Debió entregarlo al productor Manuel Barbachano, quien habría dispuesto que se mecanografiara hasta conseguir un texto de 42 cuartillas”.

En el proceso intervinieron Carlos Fuentes, García Márquez y el mismo director; los estudiosos de la obra han separado al guion (acreditado a los adaptadores) del argumento de 42 cuartillas. Y la Fundación, desde hace unos años, propone que se le considere como la segunda novela de Rulfo. Es una historia atractiva, dedicada al mundo de las peleas de gallos (que Rulfo estudió muy bien), en donde hay ecos de Pedro Páramo, más no su concentración escrita, quizá por ese carácter híbrido (a medio camino entre la página impresa y la pantalla).

El acompañamiento natural de El gallo de oro es el largo poema que Rulfo hizo para la cinta La fórmula secreta (Rubén Gámez, 1965), leído, a petición del autor, por Sabines… y a ello se agrega, este 2017, una sección llamada “Otros relatos”, como una manera de incluir en el corpus rulfiano textos significativos que andaban dispersos, como “La vida no es muy seria en sus cosas”, el primero publicado por Rulfo (en la revista América de 1945) o “Un pedazo de noche”, que era parte de El hijo desaliento, la novela que Rulfo intentó en los años 40 y que fue desechada por él.

Son 13 textos los que se agregan. Entre ellos está el apunte llamado “Susana Foster”, que parece dar la razón a quienes creen que una de las fuentes profundas de Pedro Páramo fue la cinta Ciudadano Kane (1941), de Orson Welles, que tiene un Foster, Charles Foster Kane, y una Susan… De esas líneas (y de esa experiencia cinematográfica) surgirá, claro, muy oronda, Susana San Juan.  

¡Consigue ´El gallo de oro y otros relatos´ de Juan Rulfo!