Iztacalco celebra una fiesta de música tradicional

El Encuentro de Música Tradicional Mexicana “Son para Milo” reúne gastronómía, artesanías y música.
Mono Blanco
Mono Blanco (Especial)

Ciudad de México

La riqueza musical de nuestro país es tan grande que pareciera que resulta sencillo difundirla en cualquier parte. No sucede así. Por ello, un grupo de promotores y músicos de la Ciudad de México, aunque provenientes de otras partes de la república, decidieron impulsar un espacio para difundir esas manifestaciones: el Encuentro de Música Tradicional Mexicana “Son para Milo”, que hasta el domingo se lleva a cabo en la explanada de la Delegación Iztacalco.

TE RECOMENDAMOS: Ya podrás celebrar el Día de la Gastronomía Mexicana

Se trata de una primera parada de lo que apuesta a ser un festival itinerante, con toda su propuesta gastronómica, artesanal y, sobre todo, musical, a través de la cual se festejan los primeros 15 años de existencia del festival, a decir de su coordinador, Rodrigo Rojas.


“El festival surgió en la Escuela Nacional de Maestros, con la intención de transmitir la cultura; en esa congruencia nos dimos a la tarea de tomar otros espacios, sobre todo porque estamos convencidos de que esta propuesta cultural nos podrá ayudar a que haya un mayor aprecio por nuestra identidad.”

Para Rojas resulta indispensable promover los elementos culturales que hacen grande a nuestro país, si bien Son para Milo sigue siendo uno de los pocos festivales que apuestan por mostrar esos bagajes, en un esfuerzo organizado desde la sociedad civil y con el apoyo de las comunidades que ayudan a traer a las más de 100 agrupaciones que participarán en el festival.


El Encuentro de Música Tradicional Mexicana "Son para Milo" sigue mostrando la diversidad de los sonidos que se producen en nuestro país, desde el son jarocho de Los Utrera o Mono Blanco, las chilenas del grupo indígena Cha Nandee de Pinotepa Nacional, los sones huastecos de Guillermo Velásquez y Los Leones de la Sierra de Xichú o Los Camperos de Valle, incluso una agrupación llamada Los Huaraches, quienes hacen alarde de una fusión de música folclórica, chusca y picaresca.

Grupos infantiles harán gala de su talento en Son para Milo Niños el domingo, de 10 a 13 horas; estarán presentes alrededor de 200 artesanos y gastrónomos ofrecerán productos y alimentos de tradición con oferta de sur a norte del país y música, mucha música.

Las actividades comienzan alrededor de las 9 de la mañana y concluyen alrededor de las 10 y media de la noche, en la explanada de la delegación Iztacalco (Avenida Té s/n casi esquina con Río Churubusco, colonia Ramos Millán). 


ASS