Yolanda Andrade captura en fotografía el espíritu de la noche

La muestra surgió a partir de que la fotógrafa mexicana se dio cuenta de que en su archivo tenía varias imágenes tomadas de noche en París, Ámsterdam, Chicago y el Distrito Federal.
La noche da a las ciudades otras atmósferas, dice la artista.
La noche da a las ciudades otras atmósferas, dice la artista. (Omar Franco)

México

La noche no solo es el espacio ideal para divertirse, irse de fiesta, salir con amigos, encontrarse con personajes, lo mismo siniestros que encantadores, y que por su actitud definen la geografía de una ciudad. También puede ser el momento propicio para que un fotógrafo explore, juegue y encuentre diferentes historias alrededor suyo.

Este es el caso de la fotógrafa mexicana Yolanda Andrade (Villahermosa, 1950), quien hoy inaugurará la exposición Cuando empieza la noche, a las 19:00 horas, en la galería Patricia Conde (Lafontaine 73, colonia Polanco).

La muestra surgió a partir de que la fotógrafa mexicana —quien en 1994 recibió la beca John Simon Guggenheim Memorial Foundation—, se dio cuenta de que en su archivo tenía varias imágenes tomadas de noche en París, Ámsterdam, Chicago y el Distrito Federal.

"Lo que me gusta de la noche es cómo se ven las ciudades con luz artificial. Hay sitios que con la luz del día se aprecian bastante aburridos o son tan hermosos que parecen tarjetas postales. Pero la noche les da otra atmósfera: los lleva al deseo, el temor, la aventura, la tristeza", dice la artista.

Con más de 25 años de trayectoria, Andrade cuenta que la noche tiene muchos significados para ella: "La tristeza, la soledad, la fiesta. Hay toda una serie de sentimientos que despierta en mí".

Para quien en 1997 recibió una beca del Fondo Nacional para la Cultura y las Artes (Fonca), el lugar que más le atrae por su noche es París: "La Ciudad de México también, sin embargo paralelamente me produce temor. Del Distrito Federal tengo, sobre todo, interiores; de los otros lugares presento exteriores. Ahora, si hablamos de ciudades alegres, pues casi todas me lo parecen".

El único lugar que no tiene imágenes festivas es Santiago de Chile, porque, según comenta Yolanda, tiene otro espíritu. Es una ciudad hermosa, pero nostálgica. París es la más alegre. Cada una es distinta y tiene una personalidad definida.

Las imágenes de noche que aparecen en el archivo de Yolanda Andrade fueron tomadas entre 2011 y 2013. Aunque también hay imágenes de 2006. La curaduría se divide en tres núcleos temáticos a lo largo de 25 fotografías: Recorrido en las calles, Personales y Espacios cerrados.