Ultiman detalles de exposición en el Palacio de Bellas Artes

La muestra "Vanguardia Rusa. El vértigo del futuro" será inaugurada el 21 de octubre; las obras proceden de prestigiadas colecciones del Museo Estatal del Hermitage, entre otros.
El objetivo de la muestra es contribuir a la consolidación de los lazos culturales entre México y la Federación Rusa.
El objetivo de la muestra es contribuir a la consolidación de los lazos culturales entre México y la Federación Rusa. (Especial)

México

En el Palacio de Bellas Artes se ultiman los detalles del montaje de exposición Vanguardia Rusa. El vértigo del futuro, la muestra dedicada por primera vez al estudio de este movimiento artístico, y que será  inaugurada el próximo 21 de octubre,  por el presidente del Consejo Nacional para la Cultura y las Artes.

Mientras el público recorre los murales de Rivera, Orozco y Siqueiros, al interior de las salas del Palacio de Mármol, las joyas del arte ruso que ya están colgadas en las mamparas del Palacio de Mármol, y que proceden 27  colecciones internacionales: del Museo Estatal del Hermitage, del Museo Estatal de Bellas Artes A. Pushkin, del Museo Estatal Ruso y de la Biblioteca Nacional Rusa de San Petersburgo.

Las firmas de las obras maestras que se pueden apreciar en el máximo recinto cultural de México van desde Serguei Eisenstein, Vladimir Tatlin, Kazimir Malévich Aleksander Ródchenko, Olga Rozánova, “Lissitky” y hasta Vasili Kandinsky. En sí se mostrará el trabajo de más de 125 personajes que dieron vida a la vanguardia rusa.

La muestra es un reflejo de las vanguardias como el Suprematismo y el Constructivismo que se generaron en las primeras décadas del siglo pasado en lo que era la Unión de Repúblicas Socialistas (URSS) y que fueron determinantes en todas las manifestaciones del arte moderno y contemporáneo.

Así el público que recorra la exhibición  Vanguardia Rusa. El vértigo del futuro, podrá apreciar el desarrollo de las vanguardias más allá de las artes plásticas, llámese escultura, pintura o grabado; pero sobre todo, podrá conocer su influencia en todas las disciplinas artísticas: literatura, cine, música, teatro, cerámica y diseño.

Destacará por supuesto el manifiesto de Malévich por el Suprematismo, movimiento artístico que rechazaba los parámetros del arte convencional, y que se inclinaba por la colocación de un color sobre otro para representar a las figuras geométricas como el círculo, el cuadrado y el triángulo. Al tener esto en cuenta, se puede entender el desarrollo de su emblemática pintura Círculo negro sobre fondo blanco.

De forma simultánea surgió el Constructivismo corriente artística que se hizo presente después de la Revolución de Octubre, la cual tenía como principal eje responder a la premisa de la construcción del sistema socialista.

El fundador del Constructivismo fue Vladimir Tatlin, se caracterizaba por ser un arte abstracto que recurría a la línea y a las figuras geométricas, era muy importante su funcionalidad ya que se sostenía que el arte debería ser accesible para la gente. Aunque Aleksandr Ródchenko, a quien se le considera el hijo director del futurismo. Dicha vanguardia se distinguió por enfocar lo industrial y en apoyar al régimen bolchevique.

El objetivo de la muestra Vanguardia Rusa. El vértigo del futuro, es contribuir a la consolidación de los lazos culturales entre México y la Federación Rusa, en el marco de la conmemoración de los 125 años del establecimiento de relaciones diplomáticas entre los gobierno mexicanos y ruso.

El responsable de la curaduría de la exposición, puso especial interés en la propuesta en desplegar la estética cinematográficamente que aportó el cineasta ruso Sergei Eisenstein, quien filmó en nuestro país ¡Que viva México!, película que impactó en la industria fílmica.

A decir de los organizadores de la muestra  Vanguardia Rusa. El vértigo del futuro, no hay un antecedente que muestre el impacto que tuvo la vanguardia rusa, en todos los ámbitos de la creación artística y de la vida social, económica y cultural.

La exposición permanecerá montada hasta el 31 de enero del 2016.