Se exhibe en cines película filmada en SLP

'Point Break' ('Punto de Quiebre') de la Warner Bros se filmó en varios países, pero el ejido El Sidral y el barrio Unión de Guadalupe en Aquismón, también fueron escenario.
El rodaje en el ejido El Sidral, en Ciudad Valles.
El rodaje en el ejido El Sidral, en Ciudad Valles. (Imelda Torres)

Ciudad Valles

La película Point Break o Punto de Quiebre ya se está viendo en los cines y aunque se rodó en varios países, a los huastecos de San Luis Potosí les interesa que se difunda que también contiene escenas filmadas en esta región porque impactará en el rubro turístico.

La trama fue inspirada en el exitoso clásico de 1991 protagonizada por Patrick Swayze y Keanu Reeves y se está promocionando en los cines del país.

En septiembre 2014, parte de la producción estuvo en el ejido El Sidral en Ciudad Valles y en el Barrio Unión de Guadalupe en el municipio de Aquismón donde contrataron 50 y 13 "extras" respectivamente, así como a otras personas que les elaboraron alimentos e hicieron reparación de caminos pues en esas fechas eran días lluviosos; hasta pagaron por usar algunos animales domésticos.

No vinieron los actores protagonistas pero fueron alrededor de 200 personas de producción que estuvieron en esta región.

En Unión de Guadalupe- cerca del Sótano de las Golondrinas- incluso pagaron 50 mil pesos para la comunidad pues esta fue la petición acordada en asamblea por los habitantes.

La delegación regional de la Secretaría de Turismo representada entonces por Eduardo Saab García, refería que se generó una buena derrama económica además porque se hospedaron en los hoteles y rentaron vehículos.

El funcionario refirió que Warner Bros contrató a la casa Jaibol Films que se dedica a la búsqueda de locaciones en todos los países para la grabación de filmes y esta vez buscaban espacios con características de un pueblo que asimilara una aldea tropical y otros espacios rústicos.

"Punto de Quiebre" es protagonizada por Édgar Ramírez y Luke Bracey, Teresa Palmer, Delroy Lindo y Ray Winstone, dirigida por Ericson Core. La historia trata sobre un joven agente del FBI, Johnny Utah (Luke Bracey) que se infiltra en un malicioso grupo de atletas en busca de desafíos comandado por Bodhi (Édgar Ramírez), esto luego de sospechar que son responsables de una ola de crímenes que se vienen llevando a cabo de manera extremadamente inusuales.

Con escenas de acción, adrenalina y velocidad como escaladas en rocas, vuelos aéreos a baja altura, persecuciones en motocicleta a alta velocidad, surfeo de olas gigantes, salto con traje de alas, snowboarding y escalada libre en roca.

Es una producción de Taylor – Baldecchi – Wimmer en asociación con DMG Entertainment y coproducción de Studio Babesberg, distribuida por Warner Bros Pictures.

Comenzó a filmarse en junio del 2014 en varios países como Alemania, Italia, Francia y Austria.