• Regístrate
Estás leyendo: El 'Pilar Rioja' ofrece talleres en medio de la inundación
Comparte esta noticia
Viernes , 22.06.2018 / 07:07 Hoy

El 'Pilar Rioja' ofrece talleres en medio de la inundación

Los riesgos para los usuarios son inminentes, pues el agua sale por la puerta principal, los plafones del techo se desplomaron y las goteras atacan los rincones, lastimando el mobiliario.

Publicidad
Publicidad

Lilia Ovalle

Con el correr del agua por la puerta principal, goteras llorando a mares entre las lámparas y plafones caídos a fuerza del peso del agua de lluvia que se filtra, el Centro Cultural Pilar Rioja ofrece sus talleres a niños y jóvenes de escasos recursos, en estado de inundación.

Aunque se trata de un espacio que se creó para dar atención cultural y con ello evitar los peligros de vivir en zonas marginales, consideradas como de alta inseguridad, el recinto cultural tiene riesgos inminentes para sus usuarios.

[OBJECT]A excepción de los dos salones de piano que lucen intactos, los cuales podrán ser utilizados mañana, el recinto cultural sigue siendo una coladera, que técnicamente tiene a un paso de la basura su biblioteca y que ya luce espacios vacíos donde el plafón se ha caído por completo.

La ausencia de su director, Gerardo Moscoso Caamaño, se explica toda vez que este viernes viajó a la capital de Coahuila, para sostener una reunión con funcionarios estatales.

Si bien en entrevista pasada dijo que ya se busca la atracción de recursos federales para remediar la situación, la viabilidad del recinto cultural peligra.

Los empleados del lugar, lejos de concentrarse en sus labores administrativas o docentes, ahora se apoyan de los empleados de seguridad para poder sacar el agua del Pilar Rioja, que incluso ya mantiene un olor añejo, de ropa sucia remojada.

JFR

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.