[Foro Lindbergh] Restauran el art déco del Parque México

El arquitecto Jaime Luis Ortiz Lajous encabeza el proyecto de restauración del espacio considerado Patrimonio Artístico de la ciudad, ubicado en el emblemático jardín de la colonia Condesa.
“Casi todo lo que se había hecho fueron estupideces y fraudes”, dice el también restaurador.
“Casi todo lo que se había hecho fueron estupideces y fraudes”, dice el también restaurador. (Especial)

Ciudad de México

Hombre de fe, hombre de palabra, sabio y alegre, el arquitecto Jaime Luis Ortiz Lajous, autor de más de una docena de libros entre los que destaca el Vocabulario arquitectónico ilustrado (1676 términos con sus etimologías en latín, árabe, francés, italiano, griego, náhuatl y maya), está a cargo del proyecto de restauración del Foro Lindbergh en el conocido Parque México (su nombre oficial es Parque San Martín), en el corazón de la colonia Condesa, una extensión de 8 mil 800 metros cuadrados que conoce como la palma de su mano porque ha vivido más de 50 años frente al parque.

Con un presupuesto de 21 millones de pesos, que abarca de manera integral las diferentes áreas, habla de este proyecto con pasión y conocimiento profundo. Caminar con don Jaime por el parque y sus alrededores es un privilegio único y entrañable. Sus palabras son contundentes:

"En toda América Latina no conozco una maravilla de art déco de este calibre. El drama del parque es que todo lo que se ha hecho —a excepción de lo último— fueron puras estupideces, necedades absolutas y fraudes. La prueba está que podemos ver las plantas de tratamiento de agua, eso se hizo en la época de López Obrador. Abrieron la calle que separa los dos parques (el México y el España) y, del lado izquierdo de la fuente de los cántaros, está la primera planta de extracción y se comunica enfrente del lago con otra enorme planta, pero nunca funcionaron. Eso debe de haber costado como entre tres o cuatro millones de pesos.

¿En que estado está actualmente el Foro?

Está hecha una primera etapa que es la parte baja con todo y los pavimentos, ahora falta precisamente el fondo. Nosotros hicimos ya el proyecto y está aprobado por el Instituto Nacional de Bellas Artes, porque esto es Patrimonio Artístico y todo lo que se haga ahí lo tiene que aprobar el INBA a través de su Dirección de Arquitectura.

El Foro se estaba cayendo físicamente por la falta de mantenimiento. Faltó toda la impermeabilización de las vigas desde que se construyó en 1927 y eso hizo que se oxidaran y crecieran las varillas, rompiendo todo el concreto. Se estaban cayendo todas las vigas, era un peligro de muerte.

Hicimos la primera etapa que es toda la parte baja, con el cambio de pisos, el arreglo de los arcos y demás. Faltaba el Foro que es un teatro al aire libre. Tiene isóptica como si fuera un cine; quienes lo hicieron pensaron en todo. Primero hicimos un estudio con un levantamiento topográfico perfecto con grandes especialistas, y no tiene un solo hundimiento. Es estable totalmente, nunca se ha hundido.

En el fondo del Foro las grandes columnas están sosteniendo una serie de trabes que están fracturadas. ¿Por qué? Porque esas trabes eran jardineras y tenían plantas arriba y no fueron impermeabilizadas. Están cerca de venirse abajo, hay que demoler todo. Va a ser un trabajo gigantesco pero vale la pena, vamos a reforzar siguiendo un procedimiento que en pequeña escala lo hicimos en las columnas bajas.

Los vestidores del foro fueron diseñados por Roberto Montenegro, el interior es precioso. Vamos a hacer una protección de vidrio irrompible, cerrado por los lados con pequeñas perforaciones para que pase el viento, y arriba sellado con otro cristal inclinado para que no entre el agua. Tenemos a un experto, un químico genial; nosotros hacemos calas y él va sacando los colores desde los últimos hasta los primeros, nos dice cual es el primer color, lo analiza en un laboratorio y nos dice cómo está hecho, las proporciones. La restauración de eso la hace el Instituto Nacional de Bellas Artes, no nosotros. Es una obra de arte.

Hábleme del lado, de las fuentes.

El lago es un problema muy serio, es parte de la concepción preciosa de todo el conjunto. Donde está el puente, ¡el chorro es agua potable!, pero está contaminada porque la gente inculta y bestia, avienta pelotas ahí para que los perros las saquen con el hocico, entonces contaminan todo el lago. Esa agua viene de la calle, del servicio de agua potable. Hay otra entrada de agua que es la que viene del Cutzamala, pero primero riega Los Pinos, luego Chapultepec, el parque España y ya llega contaminada al lago. Hay que rehacer todo el borde y toda la base de nuevo porque está lleno de fracturas. Esa agua del lago son mil 600 metros cúbicos y cuando la vacían se tira al drenaje. No podemos estar tirando esa enorme cantidad de agua. Entonces ese lago hay que restaurarlo y en el lugar donde están actualmente los jardineros va a haber un mirador para sentarte a ver los juegos de agua, con sombra, y llevarás ahí tus tortas o tu café o tus refrescos.

Otro gran problema, ya lo hemos visto, es que en 1980 reforestaron el parque con 500 árboles más, pero muy mal puestos todos porque han creado una lucha de la naturaleza para poder subir al sol. Es impresionante como las palmeras se han inclinado y se han enchuecado para que les de el sol, igual los árboles. Las jacarandas las trajeron de Brasil, hay plantas de Francia, cedros de Líbano, árboles que tienen más de 120 años. Es un prodigio lo que hay, pero lamentablemente, con el sistema de riego casi tapado en su totalidad, lo que se riega es con agua contaminada, entonces hay multitud de árboles secos que hay que quitar.

Otro problema son los perros que adiestran en el parque.

Los perros son una desgracia porque mira, primero estaban aquí enfrente de mi casa y logré correrlos y se fueron más allá. Parece que la cuestión de los perros es de un particular y están usando un espacio público, están cobrando por amaestrarlos. Está fuera de la ley totalmente, es ilegal. Porque ellos no pagan absolutamente nada por usar el parque como escuela. Yo los sacaba del parque. Los visitantes al parque tienen derecho a venir con sus mascotas pero las tienen que traer con correa. Ahí están los letreros desde 1927 y a todo el mundo le vale madres.

Hábleme de la fuente del reloj.

Era preciosa, y también la vamos a restaurar. Eso era como una estación de radio, recibía señal y tenía bocinas. Ahí la gente se sentaba a oír el radio, tenía unas bancas que vamos a rehacer en parte, porque no podemos hacer todas, y va a quedar precioso eso. Originalmente no tenía el laguito ese pero está muy bien integrado.

Aquí lo importante es que hay un grupo de jóvenes interesadísimos en conservar el parque. A ese grupo ya les dije que formen una asociación civil para que la Delegación les tenga respeto como asociación. Lamentablemente creo que todavía no lo han hecho. Es muy importante que los jóvenes participen en la defensa del parque.

COORDENADAS PERSONALES

El proyecto de restauración del Foro Lindbergh de la colonia Condesa lo hicieron el arquitecto Jaime Luis Ortiz Lajous y su socio Marco Maza. Tanto él como Marco estudiaron restauración en Europa. Ortiz Lajous en París y en Roma y Maza en Roma. Maza tiene una maestría de la Universidad de la Sapienza. Juntos han hecho obras muy importantes de restauración en el Centro Histórico: la recimentación de la Catedral y El Sagrario, la restauración de toda la Casa de los Azulejos, la restauración del Retablo de Tolsá de La Profesa, y de Santo Domingo y su cúpula. Restauraron también el Museo Franz Mayer, las dos iglesias que están a los lados y diseñaron la plaza. Asimismo hicieron la restauración de lo que era el Palacio de Protasio Tagle, que firmó el acta de la Independencia, en la calle de Brasil.