Demanda Felguérez conocer estado de AKRA

El escultor mencionó que hace años personal de la Universidad de Monterrey se comunicó con él para determinar cómo sería la desinstalación y posterior armado en las instalaciones del campus.
El escultor señaló que AKRA era una escultura que guardaba relación estética con el mural El espejo pues ambas se diseñaron en 1978.
El escultor señaló que AKRA era una escultura que guardaba relación estética con el mural El espejo pues ambas se diseñaron en 1978. (Foto: Archivo)

San Pedro Garza García

En su más reciente visita a la ciudad, el escultor Manuel Felguérez preguntó por "otro de sus hijos" sin que le dieran mayor certeza.

TE RECOMENDAMOS: "Los jóvenes están volviendo a esquemas machistas": Joaquín Hurtado

Se trata de la escultura monumental AKRA, instalada en el acceso principal de la industria sobre el bulevar Díaz Ordaz y de la cual no se tiene noticia desde hace años.

El escultor zacatecano recordó que hace años personal de la Universidad de Monterrey (UDEM) se contactó con él para determinar cómo sería la desinstalación y posterior armado en las instalaciones del campus.

Sin embargo, el protagonista del movimiento plástico llamado La Ruptura dijo desconocer el estado y el paradero de la escultura en todos estos años.

"Supe que necesitaron el espacio donde estaba la escultura, que era una estructura de 18 metros la cual se desmontó. Yo seguía sin saber nada y una vez llegaron dos personajes de la Universidad de Monterrey para decirme que se iba montar en el campus", expuso Felguérez.

Manuel Felguérez (Valparaíso, Zacatecas, 1929) estuvo en San Pedro Garza García para recibir un homenaje por parte del Planetario Alfa junto al Programa Cultural Femsa.

En entrevista con MILENIO Monterrey, detalló que una vez que se le notificó el cambio de la escultura no volvió a tener información sobre el proceso de restauración e instalación de la misma.

"Después vino el silencio total, en dos o tres años no he sabido nada. Ahora me informan que por ahí anda la escultura pero yo sigo sin saber dónde está", cuestionó.

Refirió que AKRA era una escultura que guardaba relación estética con el mural El espejo pues ambas se diseñaron en 1978.

"Donde quiera que esté espero que la cuiden. Es del mismo año que este mural (El espejo), el concepto artístico que yo tenía sobre la obra grande en ese momento era muy similar, entonces la escultura sería como una prima", mencionó el escultor.

AKRA formaba parte de un primer intento de generar un recorrido escultórico por la ciudad. Completaba el circuito Surgimiento, de Rafael Calzada y demolida hace un años por el municipio de San Pedro, para culminar con Homenaje al sol, de Rufino Tamayo.